Plantas y Aditivos



PLANTAS Y ADITIVOS (PRINCIPIOS ACTIVOS) MÁS COMUNES. SUS PROPIEDADES EN  LA PIEL.

PROPORCIONES EN JABÓN y COSMÉTICA.

CUÁNDO Y CÓMO SE AÑADEN.

LISTADO: 

Plantas: aciano, algas, aloe-vera, amapola de California, amapola silvestre, amla, avena,  bardana, cacao, cafeto, caléndula, castaño de Indias, cebada, centella asiática, cola de caballo, cúrcuma, fresal, hamamelis, hiedra, hierba mora, hipérico, malva, margarita, milenrama, ortigas, pensamiento, perejil, pimienta negra, rosa canina, regaliz, salvado, shikakai, sangre de drago, siempreviva (helicriso), té verde, tilo, tulsi (albahaca exótica), vainilla, vid, zarzamora.
Nota: otras plantas, principalmente las más ricas en aceites esenciales, se encuentran en la pestaña  "Aceites esenciales"

Aditivos: ácido cítrico, ácido esteárico/estearina, ácido hialurónico, ácido kójico, ácido láctico, alantoína, alcohol, arcillas, azúcar, barros del mar muerto, bisabolol, bórax, carbón vegetal, cera de abejas, coenzima Q10, colágeno, colofonia, gelatina, glicerina, elastina, escualeno, lanolina, leche, madreperla (nácar), miel, polen,  propóleos, provitamina B5 (pantenol), sal, sales del mar muerto, seda, vitaminas.
Nota: iremos ampliando la lista.
                                              ...................................

De las miles de plantas que existen sólo una parte es reconocida como plantas medicinales por sus propiedades terapéuticas. De algunas de estas plantas vamos a hablar aquí para el beneficio de nuestra piel.


Los aditivos naturales o principios activos son los que confieren a cada jabón una cualidad principal. Llamamos aditivos a todo lo que añadimos al jabón excepto  los aceites y mantecas.

No deben sobrepasar en el jabón entre todos los añadidos el 10% del peso de las grasas.



PLANTAS
ACIANO         
Tipo piel: todas, especialmente frágiles, sensibles, secas, grasas, irritadas, dañadas.
Piel frágil: inflamaciones de los párpados, ojeras, arruguitas, patas de gallo.
Piel seca: hidratante. 
Piel grasa: astringente, acné, espinillas... 
Propiedad principal: descongestionante, emoliente, suavizante y  calmante de la piel. Potente  bactericida, hemostático y vasoprotector.
Afecciones y alteraciones de la piel: cuperosis, abscesos, eczemas, heridas y heridas infectadas, quemaduras,  dermatosis, micosis, prurito, rosácea, úlcera...
Capilares frágiles, hemorroides, varices, presentando una gran acción vitamínica P. Antiinflamatorio: reumatismos y dolores musculares y articulares.
Al ser un gran antioxidante protege de los radicales libres y de la formación de arrugas, ilumina las pieles mates y cuida todas las pieles.

Cabello: para todos. Cuero cabelludo sensible, eczema, picor, seborrea (caspa seca o grasa). Aporta suavidad y brillo al cabello. A los pelos con canas no los deja que amarillee.

Componentes: mucílagos, flavonoides, cumarina, pectinas, glucósidos, taninos, alcaloides, sustancias amargas (centaurina), pigmentos antocianos (cianina, colores azules, violáceos).

 Botánica: planta anual de un metro de altura máxima, de tallos verdes-grisáceos muy finos, flexibles, con pelitos y hojas estrechas lineales. La flor es doble siendo el color azul más intenso en la parte interna aunque existen variaciones de flores rosadas.
Se localizan en terrenos baldíos, de cereales, bordes de carreteras, generalmente en zonas húmedas.
Florece finales de la  primavera y durante todo el verano. Se recolecta cuando está en plena flor y se pone a secar rápidamente a la sombra para no perder el color intenso de la flor. Una vez seca se guarda en sitio seco y fresco al refugio de la luz.
Centaurea cyanus (Asteráceas, compuestas). Parte útil: flores.


ALGAS
Tipo piel: todas.
Propiedad principal: reafirmantes.
Nutritivas, emolientes, antienvejecimiento (por su alto contenido en oligoelementos, aminoácidos, minerales y vitaminas). Reequilibrantes, regulan los niveles naturales de hidratación. 
Belleza, juventud y salud (oxígeno de la fotosíntesis).
Nutren, remineralizan, descongestionan, desinflaman, elastizan, disminuyen grosor de la piel, estimulan circulación, eliminan impurezas. Junto con la vitamina E, antioxidante y antimanchas, aumentan sus propiedades.
Las algas contienen casi todos los aminoácidos esenciales, son muy ricas en betacarotenos o provitamina A, ricas en vitaminas B, C, D, E, F, K. y minerales como calcio, hierro, magnesio, sodio y yodo. 
   - -Espirulina:
Tipo piel: todas, especialmente maduras y flácidas, congestionadas. 
Aclara cutis, protege el colágeno y da elasticidad a la piel (rica en aminoácidos, proteínas y vitamina A y E.
Cabello: todos, nutre, revitaliza, fortalece. Ideal para el pelo.
Rica en hierro y proteínas (55%), carotenos, 8 aminoácidos esenciales, mucílagos, ácidos grasos y vitaminas A, grupo B (sobre todo B12)  y E,  ácidos esenciales como el gamma linoleico, hidratos de carbono (azúcar ramnosa)...
Spirulina maxima setch. Parte utilizada: toda la planta.
   - -Fucus:
Potente anticelulítico, reafirma tejidos, reduce el tejido adiposo, la retención de líquidos, las estrías, la flacidez, remineraliza, tonifica y nutre la piel, retrasa el envejecimiento, equilibra pH, mejora las cicatrices, la psoriasis y las arrugas. Emoliente.
Trata los traumatismos y reumas.
Rica en mucílagos, vitaminas A, B (1, 2, 6, 12), C y E, oligoelementos (yodo, cromo, zinc, selenio, hierro, manganeso, cobre), carotenos y concentrado de sales minerales, sílice, calcio, cloro... Lleva un altísimo porcentaje de yodo, algina, fuicodina...
Fucus vesiculosus. Parte utilizada: hojas, raíz y tallo. 


ALOE-VERA
Tipo piel: para todas y para todo.
Propiedad principal: regenerador cutáneo. Suaviza piel.
Es el mayor regenerante que hay en la naturaleza: regenerador celular, regenera colágeno. Estimula crecimiento de células y tejidos ejerciendo una profunda acción bactericida.
Nutritivo, hidratante, purificante, protector, revitalizante, tersura y piel más resistente, antiarrugas (evita prematuras y retarda las propias de la edad).
Alta penetración: penetra en las tres capas de la piel de forma rápida y expulsa bacterias y nódulos de grasa.
Afecciones cutáneas: acné, espinillas, granos, erupciones, dermatitis seborreica, eczemas, psoriasis, pie de atleta, picadura de insectos y herpes.
Alteraciones de la piel: heridas y heridas infectadas, quemaduras, mejora y reduce cicatrices y estrías.
Elimina manchas solares con su uso prolongado. 
Manos y uñas dañadas, pies cansados y doloridos y piernas cansadas. Reduce el sudor y previene los hongos de los pies.
Se usa solamente el jugo de las hojas (para que sea efectivo la planta debe tener un mínimo de tres años de vida, se pela los laterales de la hoja, se quita la cara interna  y se extrae el gel, luego se bate y se pasa por un colador de tela por si ha quedado algún grumo o parte de hoja exterior (duración máxima en nevera 3 días). Si aplicamos directamente el gel en la piel, debemos utilizar un emoliente o hidratante porque tiende a resecar.

Componentes: ácidos, enzimas, polisacáridos, glucósidos, minerales, acemanan (sustancia que aumenta las defensas), mucílagos, vitaminas A, B y C.

Uso en  jabón y cosmética: 
Se echa mínimo 20 g/kilo jabón para que sea efectiva, se añade siempre en la traza, descontando del agua que se echa en la sosa si es en gel, si la echamos en polvo no hace falta descontar el agua.
Como ablanda el jabón hay que dejarlo más tiempo en el molde porque tarda más en secar. Acondiciona mucho los jabones.
En cosmética de 2-5%, uso en cremas hidratantes, cremas contorno de ojos, nutritivas, gel, champú... Se debe combinar con un emoliente por su tendencia a resecar.

Botánica: planta perenne de climas muy cálidos y soleados. Hojas lanceoladas de color verde grisáceo, agrupadas en una roseta central. Las flores son amarillas apiñadas en espigas. Se obtiene principalmente en primavera por esqueje (cuando los hijuelos ya tienen roseta). 
Aloe barbadensis (Liliáceas). Parte utilizada: jugo de la pulpa de las hojas.
 


AMAPOLA DE CALIFORNIA
Tipo piel: grasa, seca, normal.
Evita la aparición de arrugas. Cuida la piel por los cambios climáticos. Antioxidante.
Propiedad principal: analgésica y sedante (va muy bien para los picores de la psoriasis y la urticaria).
Antiinflamatoria, anestésica (dolor por neuralgias), antibacteriana y antifúngica.
Sus semillas tienen efecto exfoliante para la piel.
Componentes: rica en flavonoides, carotenos, glucósidos, ácidos grasos,  quercetina, vitamina A, alcaloides como aloprina o protopina, muy efectivos pero sin contraindicaciones.

Botánica: planta anual (si es cultivada) o perenne, de  30 a 60 cm. de altura, tallo erecto de hojas escasas y pecioladas,  flores de color amarillo-anaranjado. Se encuentra en zonas templadas de suelos arenosos y secos. Las flores se recogen en época de floración, en primavera y verano. Su época de floración es muy larga.
Eschscholzia californica (Papaveráceas). Se utilizan sus flores y su raíz.
 


AMAPOLA  SILVESTRE
Tipo piel: normal, reseca, agrietada, inflamada. 

Propiedad principal: emoliente para la piel. Conjuntivitis y blefaritis (inflamación del párpado).
Analgésica y sedante ligero.
Es rica en antocianósidos, flavonoides, mucílagos y alcaloides no tóxicos (readina, reaginina y rearrubina).
Parte utilizada: pétalos, frutos y semillas. Los frutos se utilizan en decocción, contienen los mismos principios que los pétalos pero más concentrados. Las semillas se utilizan como exfoliante de la piel.

Botánica: hierba anual de más de medio metro de altura, tallo muy delgado con pelitos, que contiene un látex blanco, hojas alternas muy dentadas y flor escarlata.
Recolecta al mediodía, con tiempo seco, a mano los pétalos antes de que se abran totalmente,  se dejan secar y en capa fina a la sombra. Una vez seco se guardan en  un recipiente cerrado o bolsita de tela en la oscuridad. La cosecha de pétalos se suele dar entre mayo y agosto. El fruto se recoge cuando está verde, antes del verano. Las semillas se deben sacar del fruto.
Al haber distintas especies que carecen de principios activos, se debe utilizar la amapola cuya flor tenga cuatro pétalos de color rojo intenso, con mancha negra en su base (Papaver rhoeas). El fruto tiene una tapadera.

Papaver rhoeas L. (Papaveráceas). Se la conoce también como ababol. Sin efectos secundarios.
 


AMLA
Tipo piel: todas, especialmente sensibles y propensas a erupciones.
Piel grasa: astringente. Limpia la piel y la exfolia.
Piel reseca, arrugada:  acondiciona, suaviza y aporta elasticidad.
Propiedad principal: antioxidante, antibacteriano y antiviral.
Ayuda a proteger y curar las pieles con alteraciones y afecciones: acné, eczemas, prurito, urticaria, psoriasis, micosis, heridas... 
Tonifica la piel aportándola colágeno (vitamina A), tensando y reduciendo las líneas de expresión y las arrugas y al ser altamente rico en vitamina C reduce los radicales libres causantes del envejecimiento, al igual que trata las manchas y aclara la piel.
Es analgésico (artritis, osteoporosis) y antiinflamatorio.
Cabello: apto para todo los cabellos. Fortalece la raíz capilar estimulando su crecimiento, creando un pelo sano en la raíz,  retrasando la aparición de canas prematuras y el envejecimiento celular, el pelo nace más fuerte y con brillo. La caspa y los piojos desaparecen. Puede llegar a oscurecer los tonos claros.
 Componentes: rico en vitamina A y C., flavonoides (kaempferol, rutina), terpenos (lupeol, caroteno), taninos, curcuminoides, ácido elágico y gálico, tartárico,  azúcares, minerales (cobre, hierro, magnesio, potasio...).
Emblica officinales, Phyllanthus emblica (Filantáceas). También conocida como amalaki o grosella espinosa. Es una de las principales plantas utilizadas por la medicina ayurveda. Parte utilizada: fruto desecado y triturado.



 AVENA
Tipo de piel: todas, en especial niños, ancianos y pieles delicadas. Piel madura, reseca, agrietada, irritada. Perfecta para acné, espinillas, granos y pieles adolescentes.
Propiedad principal: hidratante, nutritiva, antiinflamatoria, exceso  y control de la seborrea.
Limpia y suaviza la piel de todo el cuerpo. Elimina impurezas, es un limpiador natural.
Posee la capacidad de mantener equilibrado el pH. Desmaquillador de cara (no ojos).  Emoliente,  muy suavizante, descongestionante y exfoliante.
Humectante: forma una fina capa que retrasa la evaporación del agua manteniendo la humedad, conserva la humedad natural de la piel. Ayuda a neutralizar los radicales libres. 
Alivia problemas dermatológicos: eczemas,  dermatitis, psoriasis, sarpullido, escozor. Muy efectivo con la psoriasis, suaviza, calma y mejora el aspecto de la piel afectada por esta infección.  Muy buena para pieles con dermatitis o verrugas.
Antiinflamatoria: en inflamaciones leves de la piel como quemadura solar. Favorece la curación de pequeñas heridas; las pajas alivian el dolor reumático. Elimina la costra láctea. 

Cabello: acondicionador capilar.

Componentes: vitamina A, B1, 2 y PP, D, E, proteínas (avenina), grasas, aminoácidos (ácido avénico), minerales (calcio, hierro, magnesio, fósforo, silicio, potasio), almidón,  azúcares, lecitina, carotenos, glucósidos, saponinas (avenacosida), ácido pantoténico, ácido salicílico, avenina (alcaloide), enzimas, flavonoides (apigenina), esteroles, lecitina, almidón...

Uso en jabón y cosmética:
En jabón se echa unos 30 g./kilo. Ablanda el jabón por lo que no conviene echar mucha. Se añade en la traza, en el último momento porque se hunde.
Si utilizamos infusión o leche de avena se echa congelada en sustitución del agua. 
En cosmética siempre se usa molida (harina) para que se mezcle bien con los aceites vegetales, también se añade a mascarillas y peeling. 

Botánica: cereal de metro de altura, de tallo largo culminando en espiga, donde se encuentra el grano. Se recolecta en verano cuando el grano está maduro. Se encuentra en terrenos cultivados muy húmedos.
Avena sativa (Gramíneas). No tóxica. Parte utilizada granos y en menor medida paja.


BARDANA
Tipo piel: irritada, dañada, descamada. Especial piel grasa y acné.
Piel grasa: problemas comunes de la piel grasa como seborrea. Limpia la piel.

Propiedad principal: gran antibiótica de las afecciones o infecciones como el eczema. Antiinflamatoria, antifúngica,  antimicrobiana y cicatrizante.
Afecciones de la piel: acné, abscesos, eczema crónico, erupciones, descamaciones, dermatitis, forúnculos, psoriasis, puntos negros. Piel dañada como heridas infectadas.
Antisudorífica, regula el exceso de sudor. 
Cabello: tónico capilar, estimula el crecimiento del cabello, regula el pelo graso con caspa.
Componentes: arctiopicrina (antibiótico contra el estafilococo que produce infección en la piel como abscesos, forúnculos, quiste sebáceo infectado...) mucílagos, taninos, resinas, glucósidos, potasio, aceite esencial, arctosa, inulina y ácidos alcohólicos.

Botánica: planta bienal de hoja ovalada y rugosa, con flor que forma bolas de color púrpura con espinas. Puede llegar a alcanzar hasta un metro. Es una planta muy común en España, en bordes de caminos, escombros... Florece entre julio y septiembre. La raíz se arranca antes de la floración, se limpia y se corta en rodajas expuestas al sol hasta su secado.
Arctium lappa L.  (Compuestas). Se utiliza sólo la raíz. Las hojas frescas se pueden utilizar antes de la floración, en primavera, cuando la planta ya tiene dos años.
La bardana tormentosa y la bardana pequeña tienen las mismas propiedades.
Va muy bien con Pensamiento para las afecciones o con Equinácea para las heridas.




CACAO    
Tipo piel: especial piel muy seca. 

Propiedad principal: celulitis, cúmulos de grasa, elasticidad en la piel.
Muy nutritivo, emoliente, hidratante, antioxidante (contiene más flavonoides que el té y el vino) y cicatrizante.
Relajante y depurativo de la piel, reducción de retención de líquidos y flacidez (a partir de 2 semanas), mejora la circulación, protege de los radicales libres (vitaminas A, B, C, D y K, que suavizan la piel e impulsan su renovación celular).

Componentes: rico en sales minerales (calcio, fósforo, hierro) y teobromina (alcaloide), catequinas, procianidinas, antocianinas.
Theobroma cacao. Parte utilizada: trituración de las semillas desecadas.
Uso en jabón y cosmética: en jabón se  añade cacao puro en polvo a la traza para que aporte sus propiedades en el jabón y sea totalmente natural y para que no caduque. Se echa en la traza una cucharada, unos 4 g. por kilo de jabón. Si añadimos más el jabón al mojarlo saldría la espuma marrón (es simplemente por estética de la espuma). Acondiciona mucho y es un suave exfoliante. En cosmética se utiliza la manteca de cacao, al igual que en los jabones.

Botánica: árbol de entre 4-8 m. de altura, crece en regiones tropicales. Su fruto maduro es una drupa (semilla con envoltura carnosa) de unos 20 cm. y se encuentran por todo el tronco o por las ramas aisladamente. No ofrece fruto hasta que el árbol no alcanza los 3-4 años de edad. Para obtener el cacao se sacan los granos del fruto maduro y se colocan amontonados, en recipientes de madera, o incluso cubiertos de arena arcillosa para que se produzca la fermentación y se separe la pulpa del grano. Acabado este proceso los granos se muelen, tuestan y se desengrasan para mezclarlo con leche y azúcar para crear el chocolate. 
Theobroma cacao L. (Malváceas).


CAFETO
Propiedad principal: poderoso anticelulítico, activa la circulación, drena y descongestiona la piel. Vasodilatador y antiinflamatorio (muy bueno en la artritis).
Tensa piel, elimina células muertas. Poderoso desodorante de piel y cabello, elimina las bacterias causantes del mal olor corporal, desintoxica la piel atravesando su barrera.
Antibiótico natural, alteraciones de la piel especialmente rosácea y dermatitis atópica. 
Cabello: retrasa su caída. 

Componentes: cafeína, teobromina (alcaloides), ácidos cafeico, clorogénico, ferúlico, ácidos málico, succínico, cítrico,  salicílico, flavonoides, pectina, celulosa, grasas, terpenos, taninos (ácidos cafeotánicos)...
Uso en jabón y cosmética:
Se disuelve en agua. En jabón se puede usar café natural, no torrefacto, para que no caduque y porque al ser torrefacto el café se ha recalentado con azúcar y pierde parte de sus propiedades (sustancias grasas, nitrogenadas...).
Se puede sustituir el agua por una infusión muy cargada con dos cucharadas soperas de café. La infusión la añadimos muy fría o congelada a la sosa en sustitución del agua. En la traza se puede añadir una cucharada de café bien molido, para que  actúe de exfoliante.
Si la cafeína es en polvo añadir en traza. El café oscurece mucho el jabón, le da tonos de marrón a marrón oscuro.
En cosmética se utiliza sólo en polvo entre 0,5-2%, se usa en cremas reafirmantes de cutis, cuerpo, cuello, pecho, contorno de ojos, geles, champú anti-caída...
Usado conjuntamente con otros reafirmantes aumenta su potencia como algas, barros...

Botánica: árbol tropical de unos 8 m. de altura, de flores blancas. El fruto es una drupa pequeña que contiene dos granos de café. Se recolecta con tiempo seco bien cogiendo directamente el fruto del árbol o dejando que caigan al suelo. 
Coffea arabica L. (Rubiáceas). Parte utilizada: semillas.



CALÉNDULA                                                                                                                                  
Tipo piel: todas, especialmente  muy sensibles, bebés, irritadas  y  dañadas.
Suaviza e hidrata la piel seca o sensible. 

Propiedad principal: potente antiinflamatoria (faradiol), irritaciones, antiséptica  y cicatrizante fuerte.
Muy hidratante, emoliente y humectante (saponinas, gomas y mucílagos). Antioxidante, mantiene a raya las arrugas, reparadora. Tersa la piel.
Alivia, reafirma, suaviza, calma, protege, repara, purifica, descongestiona. Posee un alto contenido en ácido acetil salicílico lo que le hace un perfecto callicida.
Afecciones e infecciones de la piel: abscesos,  eczemas (muy buena), acné, forúnculos,  escaras, psoriasis, dermatitis (especial), erupciones, rojeces, sabañones, salpullidos, eritema, manchas, heridas y heridas con pus, quemaduras, cortes, úlceras de la piel, úlceras varicosas, callos, tiña, picaduras de insectos, traumatismos..., ayuda a la desaparición de verrugas víricas.

Cabello: retrasa caída del pelo.

Componentes: rica en pigmentos flavónicos, alcoholes terpénicos, resina, aceites esenciales,  sales minerales,  ácidos grasos, orgánicos, ácido salicílico, saponinas, cumarinas, carotenoides (luteína), calendulina (principio amargo), mucílagos...
Uso: externo, sin contraindicaciones, pero usar diluido. Se utiliza en tinturas, maceración de aceite, infusión o decocción.
Nota media.

Botánica: planta anual de hojas alargadas, enteras y algo ovaladas. El tallo está recubierto de pelusita al igual que las hojas. Las flores son amarillas o anaranjadas con dos filas de pétalos que se cierran al anochecer. Las flores se recogen por la mañana, nada más abrirse y se ponen a secar a la sombra, que no sobrepase los 35º. 
Calendula officinalis L. (Compuestas). Llamada comúnmente maravilla por su gran cantidad de propiedades e indicaciones. Parte utilizada: flores (frescas o secas) o capítulos florales.
 

CASTAÑO DE INDIAS
Tipo piel: para todas, incluso muy sensibles, con picor y con alergia.
Piel madura: reduce arrugas, antioxidante.
Piel grasa: astringente, limpia poros y barros.
Piel seca: emoliente, hidratante. 

Propiedad principal: antiinflamatorio, vasoconstrictor, hemostático y astringente. Fuerte acción vitamínica P.
Es uno de los mejores venotónicos: celulitis, cuperosis, rosácea, varices, araña vascular,  hemorroides, flebitis, edemas, piernas cansadas. Mejora la circulación y el dolor desinflamando.
Gran anticelulítico al prevenir la retención de líquidos en los tejidos, evita que se vuelvan a acumular  y además los  reafirma. 
Cicatrizante, antimicrobiano (hongos),  suavizante y  protector. Previene las manchas de la piel, actúa como potente filtro solar al ser rico en glucósidos cumarínicos.

Cabello: protege el cuero cabelludo y el color natural del cabello. Elimina el exceso de grasa y caspa regularizándolo. Aporta brillo al cabello.

Componentes: saponinas (escina), cumarinas (esculina, fraxina), taninos, flavonoides (rutina, quercetina, kaempferol, catequina), proantocianidinas, azúcares, almidón, minerales, esteroles, aceites, vitamina C. La corteza es rica en alantoína. 

Botánica:  árbol muy frondoso de unos 20 metros de altura localizado en regiones de climas templados, de hojas caducas verdes oscuras y flores rosas o blancas en racimos. Su fruto tiene forma de cápsula recubierta de púas y contiene una o dos castañas. Las semillas se recogen en octubre y se secan al sol. La corteza se recoge en primavera, cuando aparecen las flores.
Aesculus hippocastanum L. (Hipocastañáceas). Parte utilizada: semillas (castañas)  y corteza. Se conoce como falso castaño o castaña pilonga. 



CEBADA
Tipo piel: todas, en especial cutis apagados, con acné crónico, con impurezas y en pieles desvitalizadas.

Propiedad principal: humectante y regenerador.
Favorece la circulación y el estado celular de la piel: rejuvenece, suaviza, tersa y sanea.
Contiene sustancias antibacterianas activas para la defensa de la piel. Uñas quebradizas. Excelente para los abscesos, inflamaciones articulares y forúnculos. 

Cabellos: Todos. Cabello quebradizo, frágil, muy fino, muy seco, dañado o castigado por productos sintéticos. Alopecia genética. Volumen, brillo y resistencia con su uso continuado. Combate la seborrea (vitamina B6).

Componentes: rica en vitaminas del grupo B, proteínas, flavonoides, alcaloide (hordenina), sales minerales y aminoácidos. Con germen de trigo acelera el proceso de cicatrización cutáneo. 
Hordeum vulgare L. (Poáceas). Conocida como Gotu kola.


CENTELLA ASIÁTICA
Tipo piel: para todo tipo de piel incluso sensible y frágil, excepto niños pequeños. Pieles con acné, maduras, apagadas, cansadas, aviejadas. Especial en pieles dañadas.
Propiedad principal: cicatrizante y tónico venoso.
Potente cicatrizante, repara y regenera la piel estimulando las fibras de colágeno para disminuir el tiempo de curacn de heridas reparando la piel, desinflamando, previniendo cicatrices engrosadas y queloides. También se usa para heridas postoperatorio, quemaduras de segundo y tercer grado, psoriasis, acné, eczema, llaga, fístula, lepra, etc.
Potente tónico venoso, estimula la circulación sanguínea en casos de insuficiencia o mala circulación. Previene y trata varices, pequeñas arañas vasculares, piernas cansadas, úlceras varicosas, hemorroides, etc.
Al estimular la circulacn sanguínea y regenerar la piel actúa contra las estrías y celulitis, previniendo su aparición o disminuyendo y suavizando las ya existentes. La piel se hace más elástica.
Al aumentar las fibras de colágeno ayuda a tratar pequeñas arruguitas en el contorno de ojos y las líneas de expresión a la vez que también las previene.
Posee propiedades bactericidas, siendo excelente en el tratamiento de acné.


Cabello: fortalecedor, retarda caída. Fortalece el folículo y lo hace más fuerte, irriga el cuero cabelludo. Pelo fino. Excelente en el tratamiento de la caspa.

Componentes: glucósidos saponínicos (derivados terpénicos asiaticósido y  madecasósico), aglucones (ácido asiático, ácido madecásico), otras saponinas,  flavonoides, terpenos, fitosteroles, taninos, aceite esencial, mucílagos, ácidos grasos, principio amargo, resina...

Botánica: planta perenne trepadora originaria del Sudeste asiático y de la India. Vive en ambientes húmedos. Hojas simples verdes agrisadas. La recogida de las hojas se hace a mano, varias veces al año y se ponen a secar al sol. Se guardan resguardadas principalmente de la humedad.
Centella asiatica (L.) Urban (Apiáceas). Parte utilizada: hojas secas.
 



COLA DE CABALLO
Tipo piel: antiedad, pieles que necesiten tersura y elasticidad,  estimula la síntesis de colágeno, frena  el envejecimiento cutáneo, así como las arrugas.

Propiedad principal: mineralizante, regenerador de tejidos, regenera las fibras de colágeno y elastina. Piel firme y fortalecedor de cabellos y uñas.
Rica en silicio orgánico (la planta que mayor proporción posee, 60-70%), la piel adquiere flexibilidad y elasticidad, reafirmando tejidos y tensando (fibroblastos) luchando así contra la celulitis (muy eficaz), la flacidez, flacidez de senos, y las estrías. Drena líquidos y elimina toxinas al ser rica en potasio. Al ser rica en selenio actúa como reafirmante de piel.
Controla el exceso de sudoración. Ayuda a combatir hongos, eczema, herpes, reumatismo, dolor en las articulaciones, uñas quebradizas, aseo zonas íntimas (eficaz en cistitis), heridas infectadas, úlceras varicosas, bucales o corneales, úlceras que no curan;  hemostática  (detiene hemorragias), hemorroides. Es Antiinflamatoria, astringente  y muy cicatrizante. 
Cabello: trata el cabello y su caída. Es un gran fortalecedor. Ayuda a eliminar la caspa.

Componentes: rica en minerales sobre todo silicio y potasio, aluminio, hierro, vitamina C, taninos, flavonoides, ácidos orgánicos (silícico, péctico, gálico), resina, alcaloides y glucósidos, saponina (equisetonina)
Los extractos y maceraciones se utilizan mucho en jabón, en cremas tensoras, reafirmantes, anti-edad, lociones para el afeitado y después del afeitado.
Botánica: planta perenne de tallos siempre verdes. Se encuentra en lugares sombríos y húmedos, generalmente junto a los helechos, ríos, barrancos. Se recolecta en primavera o verano los tallos cortados o enteros, los que están ramificados (estériles) y las ramas verdes estériles. Se puede secar al sol.
Equisetum arvense L. (Equisetáceas). Parte utilizada: tallos disecados y sus ramas. No tóxica.



CÚRCUMA

Tipo piel: sirve tanto para la piel seca como para la piel grasa. Piel arrugada, envejecida.
Propiedad principal: antioxidante y antiinflamatoria.
Tiene más poder antioxidante que la vitamina E (los curcuminoides son cinco veces más potentes) protegiendo a la piel de los radicales libres. Antiarrugas y antienvejecimiento facial.
Poderosa acción antiinflamatoria, su principio activo es la curcumina (el más poderoso antioxidante), el rizoma de la planta es el que le da su color amarillo, además sirve de tinte natural para obtener un jabón de color amarillo.
Calmante, alivia dolor, ayuda a la curación de heridas. 
Componentes: aceite esencial, pigmentos, resina, almidón, principio amargo, ácidos orgánicos... Su olor es muy parecido al jengibre. Va muy bien con leche de avena.
Curcuma longa L. (Zingiberáceas). También llamado azafrán de la India. Parte utilizada: rizoma.


FRESAL 
Tipo piel: para todas. Pieles con arrugas y grietas, secas y dañadas.

Propiedad principal: emoliente, embellecedora,  limpiadora, remineralizante, blanqueante. Piel tersa y luminosa. Efecto antioxidante.
Afecciones de la piel: acné, barros, eczema, prurito,  granos, sabañones.
Alteraciones de la piel: quemadura leve solar, manchas solares, heridas, grietas, úlceras, mejora de cicatrices... 
Analgésico, antiinflamatorio, bactericida y astringente.

Cabello: revitalizante, aporta brillo.

Componentes: azúcares, minerales (potasio), pigmentos antociánicos (cianidol), fragarósido, mucílagos, ácidos orgánicos, vitaminas A, B, C, ácido salicílico, lecitina, taninos, proteínas, enzimas, glúcidos, taninos, flavonoides...

Fragaria vesca L. (Rosáceas). Partes utilizadas: hojas y frutos. Recogida: hojas jóvenes primavera y verano. Su aceite se obtiene del prensado de las semillas en frío. Es rico en ácidos linoleico y linolénico y tocoferol.



HAMAMELIS

Tipo piel: todas, incluso bebés y sensibles. Piel arrugada.
Piel bebé: tonifica.
Pieles grasas y mixtas: poderoso astringente.
Piel seca y arrugada. Embellece pieles.

Propiedad principal: tónico circulatorio, venotónico, hemostático. Vasoconstrictor.
Sus hojas son ricas en taninos y flavonoides, principios activos para el tratamiento de trastornos circulatorios. Los taninos actúan de tónico venoso y sus flavonoides actúan como la vitamina P, reforzando capilares y venitas. Antioxidante que protege a las venitas y capilares. Es estupendo para las piernas cansadas, mejora circulación y la pared vascular, varices, hemorroides y  en general las enfermedades venosas. Contrae la paredes de la venas activando la circulación, detiene las hemorragias, varices y flebitis.
Astringente, cicatrizante, antiséptico y antifúngico. Excelente para los baños oculares.
Afecciones de la piel como acné, eczema o dermatitis.

Componentes: taninos (rico en hamamelitanino), saponinas, flavonoides, colina, quercetol...
Junto con vid roja, milenrama, aceite esencial de ciprés o de menta aumenta su poder de descongestionante venoso.
Hamamelis virginiana L. (Hamamelidáceas). Se utiliza las hojas y la corteza. No tóxico.



HIBISCO            
Tipo piel: todas. Especial para sensibles, pieles  secas, pieles irritadas, frágiles y pieles envejecidas.
Piel grasa: astringente suave.
Piel frágil: contorno de ojos, labios, escote.
Propiedad principal: emoliente, antioxidante, suavizante.
Protector y calmante de la piel por cualquier causa como estrés, climatología, etc. 
Potente antioxidante:  regenerador celular, atenúa  pequeñas arrugas y manchas de la piel, control de radicales libres que provocan aceleración de envejecimiento.
Afecciones de la piel: abscesos, eczemas, pruritos, heridas, grietas, forúnculos, picaduras de insectos, quemaduras de todo tipo, úlceras... 

Cabello: caspa seca o grasa. Nutre cuero cabelludo reforzando la raíz y retrasando su caída y la aparición de canas. Pelo más brillante. Tonos de pelo marrones y caobas más fuertes.
Componentes: mucílagos, flavonoides (quercetina, luteolina), antocianinas (delfinina, hibiscina) ácidos orgánicos (ascórbico, cítrico, hibíscico, málico, tartárico), esteroles, azúcares, pectina, fibra, vitaminas, minerales (calcio, cobalto, fósforo, magnesio, manganeso, potasio, sodio, zinc).
Uso en todo tipo de jabón y cosméticos: champús, mascarillas, maquillajes, sombra de ojos, cremas...
Hibiscus sabdariffa L. (Malváceas). Parte utilizada: flor con cáliz. Conocida como flor o rosa de Jamaica. Existen otras especies con propiedades parecidas como Hibiscus rosa sinensis o Hibiscus syriacus (rosa de Siria).



HIEDRA
Tipo piel: todas, incluso frágiles, excepto bebés.
Piel grasa: astringente, acné.
Piel seca: humectante, hidratante.
Piel madura: antiarrugas.

Propiedad principal: celulitis, reafirmante, drenante y tonificante de la piel.
Posee capacidad  vasoconstrictora y vasodilatadora : contrae los vasos sanguíneos para posteriormente dilatarlos, protegiéndolos, reduciendo su permeabilidad, desinflamando, eliminando los edemas, regulando la circulación, actuando también de anticoagulante y reductor de varices.  Reafirma la piel: reduce la grasa del tejido subcutáneo, la piel flácida, las estrías y las grietas profundas.
Posee importante propiedad cicatrizante, antibiótica, antioxidante y analgésica, siendo muy eficaz en dolores articulares y musculares y neuralgias.
Propiedad antibiótica: hongos, tiña, acné, abscesos, caspa, heridas, ezcemas, dermatitis, psoriasis.

Cabello: todos, especialmente útil en pelo graso y pelo con caspa. Oculta canas al teñir el pelo de oscuro.

Componentes: rico en saponinas, especialmente heredinas, responsables de su propiedad principal, glucósidos, flavonoides, ácidos cafeico, clorogénico, málico, fórmico,  sales minerales (yodo), esteroles, tanino, aceite esencial, fenoles, esteroles... 
Hedera helix L. (Araliáceas). Parte útil: hojas y en menor medida tallos.
 


HIERBA MORA
Tipo piel: reseca, con grietas, con manchas o granos. Pieles con prurito.

Propiedad principal: excelente para aliviar el prurito, sedante y emoliente.
Afecciones y alteraciones de la piel: eczema, abscesos, picor, cualquier tipo de erupción, tiña, sarna, aftas, herpes zoster (inhibe y alivia picor, inflamaciones, salpullidos, cortes,  heridas externas, contusiones, golpes, hemorroides, prurito vulvar, artritis, gota, reuma...
Analgésico, antibacteriano, desinflama, disminuye el dolor y la irritabilidad cutánea.

Componentes: taninos, flavonoides, esteroides, ácido linoleico y palmítico, ácido cítrico, saponinas y un grupo de alcaloides, principalmente la solanina, en frutos y hojas, principalmente en el fruto, que con la decocción desaparece.

Solanium nigra L. Parte utilizada: hojas, frutos y tallo. El fruto maduro, es igual que el guisante, no es tóxico. Se recomienda sólo uso externo.



HIPÉRICO

Tipo piel: todas. Especial para piel muy sensible. 

Propiedad principal: Antibiótico natural. Reacción alérgica, rozaduras, escozor,  herida, contusión, quemadura de todo tipo de primer y segundo grado, llagas, acné y eczema. Antiinflamatorio, anestésico, sedante suave de larga duración. 
Acción cicatrizante, antiséptica, epitelizante (estimula el  recubrimiento de la lesión por piel regenerada).
Es muy bueno por vía tópica para los dolores de cervicales y musculares, en la artrosis.
Está considerado el mejor antidepresivo natural. 
Fotosensibilizante por su contenido en hipericina (pigmento de color rojo), no se debe exponer la piel al sol  hasta pasadas varias horas después de su aplicación.

Componentes: taninos, glucósidos, hipericina, vitamina P, flavonoides  (hiperósido, quercetol), esteroles, rutina, pectina, aceites esenciales... 

Hypericum perforatum L. (Hipericáceas). Se conoce también como hierba de San Juan, corazoncillo, etc. Parte utilizada: sumidades floridas (hojas y flores). Recogida en plena floración.


MALVA 
Tipo de piel: todas, en especial muy sensibles, muy irritadas,  pieles deshidratadas, secas, dañadas. 

Propiedad principal: emoliente, protectora de la piel. Ideal para el cutis. Balsámica, suavidad, tónico cutáneo. Calma, desinflama y  alivia dolor.
Antiinflamatoria, antioxidante, limpia impurezas, granos, desinfecta, acelera cicatrización.
Afecciones como eczemas, dermatitis, forúnculos, pruritos y alteraciones de la piel como heridas, vaginitis y picaduras de insectos.  

Cabello: fino y quebradizo, acondiciona y suaviza. 

Componentes: vitamina A, B1-2, C y E, rica en mucílagos, taninos, flavonoides (antocianinas) y  pigmentos orgánicos, glucósidos como malvina y malvidina. Sus pétalos se utilizan también como colorante natural. 

Malva silvestris L. (Malváceas). Se utilizan las flores secas, las hojas y la raíz. Recogida a partir de la primavera. Se pueden poner a secar al sol. Toman un color azul intenso cuando secan.


MARGARITA
Tipo piel: para todas por su suavidad, especial piel grasa por tener efecto depurador y astringente al normalizar la producción de sebo.

Propiedad principal: antiinflamatoria, cicatrizante, emoliente, astringente. Piel lesionada.
Deja la piel suave, limpia, desinfectada; importante tónico de la piel.
Reduce las manchas de la piel al ser muy rica en vitamina C (casi tanto como el limón) ayudando a producir colágeno. Es muy eficaz en afecciones de la piel como eczema, erupciones cutáneas, piel enrojecida, acné, abscesos, forúnculos, llagas...
Muy efectiva en alteraciones de la piel principalmente en heridas leves, contusiones y moratones.

Componentes: posee principalmente aceite esencial, saponina, ácidos orgánicos (málico, tartárico, acético, oxálico...) resina, taninos, flavonoides, mucílagos, mucha vitamina C, pigmentos clorofila, inulina...

Bellis perennis L. (Apiáceas, Compuestas). Conocida como margarita común, margarita de los prados, chiribita, bellorita, maya. Se debe usar conjuntamente sus flores y hojas (las hojas contienes mucílagos y vitamina C). Se parece mucho a la manzanilla, pero apenas tiene olor y el envés de sus pétalos tiene un ligero color rosita.


MILENRAMA
Tipo piel: piel con acné, imperfecciones, mixta, grasa, frágil, arrugada, manchada, agrietada y piel irritada.
Piel grasa: regula el exceso de grasa.
 
Propiedad principal: antiinflamatorio, cicatrizante, astringente, antiséptico, analgésico, antiespasmódico y hemostático.
Regenera la piel lesionada previniendo las infecciones (bacterias y hongos) desinflamando los tejidos, cicatrizando, calmando y suavizando la piel.
Muy efectivo en pieles con afecciones: acné, eczema, dermatitis, llagas, granos, forúnculos, psoriasis, prurito, úlceras. Manchas de la piel, grietas, quemaduras.
Antirreumático al ser un potente antiinflamatorio y analgésico: artritis, reumas, gota, etc. 
Hemostático: estimula la circulación sanguínea, flebitis, cardenales, varices y hemorroides.
Desodorante: controla el exceso de sudoración y el mal olor de pies por su efectos bactericida. Cistitis, vaginitis.

Cabello: retrasa caída, nutre la raíz, elimina la caspa y picor.
La mayoría de las sustancias que contiene son calmantes y antiinflamatorias. 

Componentes: aceite esencial rico en apigenol, borneol, cariofileno, cineol, alcanfor, pineno), camazuleno,  flavonoides (apigenina, luteolina), cumarinas, alcaloides (aquileína, aquiceína, betaína, betonicina), ácido cafeico y salicílico, esteroides, minerales, vitamina C,  algunos taninos...

Uso externo. No irrita pero un uso prolongado puede llegar a irritar las pieles más sensibles o producir dolor de cabeza. Su aceite esencial es de color azul oscuro por el azuleno (sesquiterpeno) que contiene. No usar en niños pequeños. Combina muy bien con angélica, cedro, enebro, incienso, geranio, lavanda, litsea cubeba, mandarina, manzanilla, mejorana, mirra, naranjo, neroli, orégano, palmarosa, rosa, violeta...
Aroma herbáceo, muy dulce y penetrante, algo picante con ligero aroma a madera y alcanfor.
No es fotosensibilizante pero si se aplica el jugo puro directo de la planta a la piel puede producir fotosensibilidad si nos exponemos al sol seguidamente.

Botánica: planta perenne siempreverde, entre 30-60 cms. de altura localizada en zonas húmedas pero templadas de Europa como el norte de la península Ibérica, en arroyos, bordes de caminos, terrenos incultos, zonas boscosas. Tallo recto con pelos, las hojas son alternas y dentadas, flores enanas blancas o rosadas dispuestas en umbrela. Recogida  al principio de la floración, secado a la sombra. Guardar en bote de crista hermético en la oscuridad.
Achillea millefolium (Asteráceas o Compuestas). Conocida como cientoenrama, milhojas, aquilea, hierba de Aquiles, hierba de los soldados, etc. Parte utilizada: capítulos florales.
 



ORTIGAS 
Tipo piel: todas. Limpia, regenera y embellece.
Piel grasa: astringente, regula la secreción del sebo, elimina impurezas e  imperfecciones como granos, afecciones seborreicas como acné.
Piel seca: escamosa, con picores.
Propiedad principal: mejora de la circulación, rojeces, varices. Vasoconstrictora, hemostática.
Remineralizante, tónico, suavidad en la piel.
Antioxidante y contra irritaciones. No produce alergias.
Afecciones  y alteraciones crónicas de la piel: acné, eczema, erupciones, dermatitis seborreica, herpes, quemaduras...
Antiséptico, fungicida, insecticida.
Posee propiedades antiinflamatorias, inflamaciones superficiales de la piel, hemorroides,  lavado bucal y vaginal, ayuda a aliviar las molestias cervicales, el reuma, la fatiga.

Cabello: Brillo en el pelo y circulación en el cuero cabelludo. Excelente para cuero cabelludo con grasa y caspa. Pelo más fuerte, retarda caída.

Componentes: rica en clorofila, taninos, flavonoides, carotenos, mucílagos, polifenoles, minerales y oligoelementos (azufre, fósforo, sílice, calcio, magnesio, manganeso, mucho hierro, potasio, etc.), proteínas, ceramidas, provitamina A, vitaminas A, B, C, E., aceite esencial, aceite linoleico, ácidos fórmico, gálico, acetilcolina, histamina, etc. Posee tantos componentes que la hace una de las plantas con más propiedades medicinales.
Urtica dioica L. u ortiga mayor (Urticáceas). De las ortigas se utiliza toda la planta, hojas, raíces, frutos. La ortiga menor tiene las mismas propiedades.

 Botánica: planta vivaz de hasta 1,50 m. de altura, de hojas ovaladas y dentadas, tallo recto recubierto al igual que las hojas de pelitos que al rozarlos inyectan ácido fórmico provocando la urticaria.
Recogida de junio a octubre las sumidades floridas. Las hojas y tallos  se pueden recoger todo el año. 

-Ortiga blanca: tónica, astringente, antiinflamatoria, hemostática, emoliente. Problemas circulatorios como varices, hemorroides, heridas, contusiones y quemaduras. Eczema, erupciones...
Contiene ácidos fenólicos, flavonoides, mucílagos, glucósidos, taninos (catéquicos) saponinas, jugos minerales, potasio, vitaminas...
Lamium album. Parte utilizada: hojas y sumidades floridas. Sus hojas no pican.


PENSAMIENTO
Tipo piel: todas.
Piel grasa: secreciones sebáceas. 

Propiedad principal: emoliente, sequedad de la piel. Antioxidante, arrugas. Piel sana.
Afecciones y alteraciones de la piel: dermatitis, eczemas de cualquier tipo (incluso lactante y pieles de la tercera edad), picores, psoriasis, tiña, herpes, erupciones alérgicas, acné, forúnculos, puntos negros, heridas, reumatismo, llagas, estrías...
Es antiinflamatorio y cicatrizante.

Componentes: ácidos grasos insaturados, mucha vitamina  C y E, sales minerales, taninos, saponinas, ácido salicílico y cumárico, antocianósidos, glucósidos flavonoides (violaquercitina) y especialmente mucílagos.
Viola tricolor L. (Violáceas). Parte utilizada: sumidades floridas. Recogida: cuando florece, entre mayo a agosto. Se puede utilizar fresca o seca (para los niños sólo seca).



PEREJIL 
Tipo piel: piel con manchas, grasa, piel dañada, reseca, piel con arrugas, piel frágil.
Piel grasa: limpia poros, desinfectante de espinillas y acné..

Propiedad principal:  antiséptico, especialmente muy efectivo en uñas y pies. Astringente.
Elimina toxinas de la piel. 
Tónico y emoliente. Aclara manchas de la edad y manchas solares.
Afecciones de la piel: cuperosis, prurito, picaduras de insectos (avispas, arañas, mosquitos), contusiones, rasguños, sabañones, acné.
Vasodilatador, edemas (retención de líquidos) y celulitis.
Gran calmante en dolor articular reumatismos y neuralgias: ciática, reuma, artritis. Espasmos musculares.

Cabello: especial fumadores, elimina las toxinas del cabello y del cuero cabelludo. Retarda la caída del cabello y las canas. Alisa, aporta brillo, fortalece. Limpia grasa y caspa.

Componentes: rico en vitaminas A, B1-2-3, C y D, proteínas y minerales como azufre, calcio, fósforo, hierro, magnesio, potasio y zinc, flavonoides (apigenina, luteolina), aceite esencial (apiol, miristicina, pineno), glucósido (apiína)...

Uso moderado por su potencia, pudiendo irritar a las pieles sensibles. Las hojas son fotosensibilizantes por su contenido en furocumarinas pudiendo producir fotodermatitis. Se puede utilizar el aceite esencial de semillas que no produce fotosensibilización.
Nota media. Aroma especiado, cálido, herbáceo. Aceite esencial de color amarillo a marrón.
Combina muy bien con especiados, árbol del té, naranja, rosa, salvia...   

Botánica: planta anual o bienal de hasta 1 m. de altura, de hojas triangulares y dentadas de color verde oscuro. Crece en cultivos abandonados, entre rocas, en las cercanías de los pueblos, etc. Las hojas se recogen durante todo el año; los frutos cuando al segundo año estén maduros, pasado la época estival.
Si se hace decocción de perejil, cocerlo muy poquito por su facilidad de perder las vitaminas. Lo ideal es hacer un oleato.
Petroselinum sativum (Umbelíferas). Para el aceite esencial se utilizan sus semillas (cuando los frutos estén medio maduros) aunque se puede usar toda la planta. Partes utilizadas: hojas y frutos.



PIMIENTA NEGRA
Tipo piel: despigmentada. No usar en piel sensible. 

Propiedad principal: antibacteriano, bactericida, insecticida, antiséptico.
Muy bueno por vía externa para forúnculos, contracturas musculares, reuma, artritis, artrosis  y neuralgias.
Estimulante circulatorio, piernas pesadas, varices.
 
Componentes: alcaloide pipeina, un pigmento que además de darle su color, estimula la creación de melanina, vitaminas A, grupo B (1-2-3-6), C, E y K, terpenos (mirceno, limoneno, pineno, linalol), minerales (boro, calcio, cobre, fósforo, hierro, magnesio...), fibra, proteínas, etc.

Nota media baja. Aroma muy fuerte, especiado. Combina con todo tipo de aromas.

Botánica: planta perenne trepadora de pequeñas flores en racimos y de grandes hojas alternas, pudiendo alcanzar hasta los 4 m si es especie cultivada, duplicando su altura si es silvestre. Se distribuye  en las zonas tropicales. El color de su grano depende de la maduración de este.
Piper nigrum L. (Piperáceas). Parte utilizada: fruto maduro (granos secos). Su aceite esencial se extrae de los granos negros, secos y machacados.



ROSA CANINA
Tipo piel: todas, en especial sensibles, grasas y maduras.
Piel grasa: reduce grasa y los poros. Especial acné juvenil.
Piel madura: nutritivo, tratamiento de las arrugas.

Propiedad principal: tónico de la piel, hidratante, reafirmante y astringente. 
Hidrata y nutre la piel embelleciéndola, antioxidante y antienvejecimiento. Lucha contra la flacidez.
Es hemostático, protector de los capilares y gran  venotónico: edema, varices...
Antiinflamatorio, antiparasitario y cicatrizante. Excelente para los ojos. 
Las hojas actúan como emolientes en las enfermedades de la piel.

Componentes: riquísimo en vitamina C (más que el limón). Contiene vitaminas A, B1, B2, D, E y P., sales minerales, pectina, azúcar, ácidos orgánicos, flavonoides, carotenos, taninos... 

Botánica: arbusto de unos 3 m. de tallo arqueado, con espinas. Sus flores son blancas-rosadas, se desarrollan entre junio y julio. El fruto o escaramujo se recoge al final del verano, cuando está maduro.
Rosa canina L. (Rosáceas). Conocido como escaramujo. Parte útil: toda la planta: flor, hoja, raíz y fruto.
 


REGALIZ 
Tipo piel: todas. Especial para cutis con dermatitis seborreica y pieles inflamadas.
Propiedad principal: humectante, emoliente y suavizante.
Afecciones de la piel: irritación cutánea, dermatitis, dermatosis seborreica, eczema, prurito, impétigo, psoriasis, afecciones bucales (desinfecta y quita el mal aliento) y oculares.
Infecciones de la piel: llagas, hongos, infección vaginal externa (antiséptico, antimicrobiano y antibiótico).
Antiinflamatorio y cicatrizante, cansancio, dolor muscular, refrescante.
Cabello: graso, disminuye grasa y ayuda a controlar su caída.
Componentes: minerales (calcio, cobalto, cromo, fósforo, magnesio, silicio, sodio...), taninos, glucósidos, flavonoides (sobre todo liquiritina y atropina, que son antibióticas y cicatrizantes), enzimas, aminoácidos (asparagina), rico en  saponinas (sobre todo glicirricina que le hace antiinflamatorio), carotenos, vitaminas B1, C, azúcares, resinas, ácido glicirricínico, salicílico, málico...
Botánica: planta vivaz de 1 m. de altura, crece en primavera, flores en racimo con corola azul o lila. Crece en zonas mediterráneas, en zonas húmedas de tierra arcillosa cerca de ríos, lagos. Recogida: en otoño, cuando empieza a secarse (mínimo  cuando la planta tiene tres años de edad), secado a la sombra o al sol. Se guarda en bote de cristal en sitio seco y oscuro.
Glycyrrhiza glabra L. (Leguminosas). También conocido como palo dulce o paloduz y orozuz. Se utiliza la raíz y el rizoma.


SALVADO

Tipo piel: grasa, arrugada, mal cuidada, expuesta a temperaturas extremas.
Propiedad principal:  regenerador de pieles que se están renovando. Limpia profundamente,
Ideal para manos que se lavan continuamente porque no reseca.
Purifica, da tersura y suavidad a la piel. Excelente exfoliante.

Componentes: rico en vitaminas del grupo B y E, minerales (fósforo, calcio, magnesio, manganeso, zinc), fibra, glúcidos, lípidos, hidratos de carbono, proteínas y ácido fólico principalmente.
El salvado son los granos molidos de varias capas externas de los cereales, que corresponde a las partes que contienen más principios activos. Entre los más comunes se encuentran el salvado de trigo, de arroz, de avena y de cebada. Su forma de presentación suele ser en grano o en polvo (harina).
 

SANGRE DE DRAGO
Tipo piel: todas, excepto niños pequeños. Piel frágil, flácida, sensible, madura, seca, grasa, arrugada, apagada, dañada.
Piel grasa: astringente, antibacteriano.
Piel frágil: protector. Contorno de ojos, labios, cuello, pecho, escote.
Piel flácida: reafirma. Contorno cara, papada.
Piel madura: potente antioxidante.
Piel seca: hidrata. 
Propiedad principal: potente cicatrizante, regenerador de tejidos, antiinflamatorio, bactericida, antiviral, hemostático.
Es uno de los más importantes cicatrizantes al regenerar de manera rápida y efectiva el tejido dañado (principalmente por su contenido en taspina). Al regenerar tejidos favorece el aumento de la elastina y el colágeno evitando la acumulación de radicales libres que aceleran el envejecimiento de la piel como arrugas, flacidez y estrías y reafirmando piel.
Afecciones y alteraciones de la piel: acné, dermatitis, eczema, llagas, herpes, heridas, quemaduras, grietas, picaduras de insectos, psoriasis, marcas y úlceras (decúbito, varicosas).
Gran antiséptico, especialmente efectivo en la zona vaginal.
Al poseer grandes propiedades desinflamantes es útil en procesos reumáticos.
Cabello: controla la caída, caspa y grasa principalmente. Limpia el pelo perfectamente. Tiende a oscurecer el color.
Componentes: alcaloides (taspina), flavonoides, esteroles (sitosterol), taninos, fenoles, mucílagos, proteínas, grasas, almidón, vitaminas A, C y E, cumarinas, saponinas,  proantocianidinas (principalmente SP-303).
En jabón el polvo se puede añadir directamente a la lejía o en la traza previamente disuelto en algún solvente (necesita calor para su disolución). Produce jabones y geles limpiadores, antisépticos, muy buenos para pieles con acné, barros, espinillas, lavado íntimo, etc. Se puede usar hasta un 20-25%.
En cosmética se añade previamente disuelto en extracto (alcohólico, hidroalcohólico, hidroglicerinado, etc.) entre un 0,5-10%.
Croton lechleri, croton draconoides (Euforbiáceas). Estas dos especies son las más utilizadas aunque existen algunas especies más de croton con las mismas composiciones químicas. También conocido como sangre de grado o sangre de dragón. Parte utilizada: salvia de la corteza.
  

SHIKAKAI
Tipo piel: para todas, incluso muy sensibles, dañadas y alteradas.
Piel grasa: astringente. Limpia perfectamente los poros sin agredir. Acné, espinillas.
Piel madura: antienvejecimiento. 
Propiedad principal: potente antioxidante, antiinflamatorio, antibacteriano y antifúngico de la piel y cuero cabelludo.
Es una de las plantas con mayor cantidad de vitamina C que existen, lo que la convierte en imprescindible para tener una piel sana, más brillante. Protectora y productora del colágeno. 
Ayuda a sanar las pieles irritadas y dañadas, especialmente  las que presentan eczemas, dermatosis seborreica, rosácea, psoriasis, prurito, heridas, hongos y manchas solares o de la edad. 

Cabello: dermatitis seborreica del cuero cabelludo, elimina la caspa tanto grasa como seca sin dañar. Elimina la grasa y la suciedad, alivia y elimina el picor, fortalece la raíz. Al ser rico en saponinas, mezclado con agua se convierte en uno de lo mejores champús naturales que existen. Aunque no va a producir mucha espuma esta pasta de champú, el bajo pH  ácido de shikakai (4-4,5) va a proteger el cuero cabelludo aplicado directamente con agua. 
Componentes: saponinas, vitaminas  A, D, E, K y especialmente C, lupeol (compuesto químico antiinflamatorio y antioxidante, alcaloides, flavonoides, glucosa,  ácido ascórbico, oxálico, succínico, tartárico...
Acacia concinna, sinuata (Leguminosas). Es una planta muy usada por la medicina ayurveda. Parte utilizada: frutos, hojas y cortezas secas. 



SIEMPREVIVA

Tipo piel: para todas, incluso frágiles y sensibles. Especial pieles con cualquier tipo de alergias.
Piel envejecida, madura, ajada: regenera.
Piel con acné: antiséptico. Retrasa y controla la producción. 
Propiedad principal: insuficiencia venosa, flebitis. Muy efectivo en hematomas, con o sin herida, varices, arañas y úlceras varicosas,  pesadez en las piernas, edemas.
Gran antiséptico y antimicrobiano (muy potente contra hongos y levaduras).
Antiinflamatorio y calmante: esguinces, reumas, artritis, inflamación ocular, de los párpados.
Afecciones de la piel: cuperosis, eczemas, dermatosis,  urticaria, rosácea, psoriasis y estrías principalmente.
Astringente, analgésico (incluso dental) y cicatrizante: reduce cicatrices y regenera tejidos, quemadura solar. 

Cabello: para todo tipo de cabello. Picor, cuero cabelludo sensible. Da fuerza y brillo al pelo. Al igual que la manzanilla, proporciona reflejos rubios a los cabellos claros.

Componentes: aceite esencial compuesto de nerol, eugenol, linalol  e italidiona principalmente, flavonoides (helicrisina, apigenol, luteonol, quercetol...), principios amargos, terpenos, esteroles, ácido caprílico, cafeico, ésteres... 
Nota base. Aroma intenso, muy duradero, agradable, a campo. No irrita, sin contraindicaciones. 

Botánica: planta perenne de tallo recto, hojas lineales  con vello grisáceas,  flores amarillas brillantes agrupadas en ramilletes. No suele sobrepasar los 60-70 cm. de altura. Se localiza en terrenos pedregosos, arenosos, con escasez de lluvias. Las flores comienzan a renacer en primavera. Se recolecta una vez florecida.              
Helycrisum italicum (Asteráceas). Conocida como helicriso, inmortal, sol de oro, manzanilla bastarda...Parte utilizada: flor o sumidad florida, seca o fresca.

 

TÉ VERDE 
Tipo piel: todas las pieles en especial sensibles, frágiles y alérgicas.
Piel grasa: antiacné perfecto para adolescentes al eliminar el acné reciente sin dejar marca.
Propiedad principal: purifica, hidrata, alisa, repara y calma la piel. Previene el envejecimiento por ser rico en polifenoles, que por su acción antioxidante, reduce la producción de radicales libres. Junto con la vitamina C se potencia su acción antioxidante.
Muy bueno para la celulitis (altísimo contenido en cafeína), afirma la piel.
Antiinflamatorio. Pieles con afecciones: rosácea, eczema, dermatitis de contacto. Especial jabón de manos que no reseca.

Componentes: cafeína (más que el café), teofilina, teobromina, clorofila, carotenoides, taninos, alcoholes, ceras, resinas, aceites esenciales, algo de vitaminas A, B, C, E y P.
La camilina es una de las plantas más consumidas del mundo.

Botánica: árbol de 10 m. de altura en estado salvaje, de hojas largas y ovaladas, las flores blancas tipo camelia. Generalmente se encuentra en Asia y en zonas arenosas de terreno blando. Es muy resistente al frío.  
Camellia sinensis  (L.) Kuntze (Cameliáceas). Parte utilizada: hojas. A su cafeína se la denomina teína para diferenciar su origen del café.



TILO

Tipo piel: pieles sensibles, irritadas, normales y pieles secas.

Propiedad principal: cuida la piel. Es balsámico, emoliente, protege, suaviza y embellece la piel. Cutis con impurezas.
Antibiótico, cura las infecciones de la piel, antiséptico, antifúngico, antiinflamatorio, vasodilatador  (desinflama hemorroides).
Afecciones y alteraciones de la piel: eczema crónico, prurito, muy bueno para las quemaduras solares, llagas doloridas, cicatrización de heridas, lumbalgias y   reumas. Picaduras de insectos y enjuagues bucales (inflamación, gingivitis, caries).

Cabello: es especial para la caída del pelo. Aporta fuerza y brillo.

Componentes: aceite esencial (geraniol, linalol, eugenol, terpineol, carvacrol, timol...), flavonoides,  aminoácidos (cistina, leucina, glicina, valina), azúcares, taninos, mucílagos, glúcidos, ácido cafeico...

Botánica: árbol típico de las regiones templadas montañosas o en cultivos. Su altura media es de unos 30 m., de hojas redondeadas  acabadas en punta, flores  en racimo de color amarillo muy olorosas.
Recolecta: días soleados de mayo a junio normalmente. Secado a la sombra.
Tilia cordata-platyphyllos (Tiliáceas/malváceas). Se utiliza las hojas, las flores secas y la segunda corteza de las ramas. Sin toxicidad.
 


TULSI
Tipo piel: para todas, incluso niños. No utilizar en pieles frágiles.
Piel grasa, acnéica: limpia los poros profundamente sin taponar.
Piel seca: humectante.
Pieles irritadas: suaviza y calma.  
Propiedad principal: antibacteriano. Protector contra infecciones víricas, muy activo en la eliminación de bacterias y virus (hongos, parásitos).  
Cicatrizante, antiinflamatorio, relajante, analgésico: dolores de cabeza, por cortes y heridas, artritis, reumas, picaduras, prurito, psoriasis, eczema.
En el cuidado facial limpia los poros, exfolia, aclara las manchas y cicatrices, elimina marcas de acné, ilumina la tez, protege contra el envejecimiento (antioxidante).
Excelente en infecciones bucales: elimina cerca del 100% de las bacterias de la boca, el mal aliento, sarro, herpes, llagas,  úlceras bucales, fortalece encías, evita sangrado, alivia dentición de bebés.
Cabello: todo tipo. Una de las plantas más eficaces para eliminar la dermatitis seborreica desde la primera aplicación. Limpia el cuero cabelludo en profundidad sin taponar el folículo piloso eliminando toda la suciedad. El pelo cobra vida y brillo. Gran calmante en el cuero cabelludo irritado.
Nota: alta. Aroma dulzón, fresco.
Contiene resina, saponinas, fenoles, especialmente eugenol, minerales (calcio, cobre, hierro, manganeso, magnesio, sodio), vitaminas A, grupo B (1-2-5-6), C, E, taninos, flavonoides (luteína), hidratos de carbono... 
Botánica: arbusto aromático típico del sur de Asia, en especial de la India, donde se la considera sagrada. Es una de las principales plantas de la medicina ayurveda.
El tallo es recto y  velloso, las hojas ovaladas de color verde fuerte o moradas, flores moradas en racimos, blancas en las puntas. Necesita sol y no soporta las heladas.
Ocimum sanctum (Lamiáceas). Parte utilizada: hojas y hojas con flor. Se  conoce también como Tulasi, albahaca santa, sagrada, exótica. 
Nota: no utilizar en piel frágil (labios y contorno ojos) al ser ligeramente dermocáustico.




VAINILLA 
Tipo de piel: todas (excepto cutis grasos), en especial secas, ásperas y granulosas, maduras, con picor, irritadas, con eczema. No usar en piel  muy delicada por posible irritación.
Hidrata, nutre, protectora y relajante de la piel,  muy suavizante. Buena limpiadora.
Antioxidante, capta radicales libres, antimicrobiana, antiinflamatoria  (reumatismos, ablanda bultos...). 
Cabello: suavidad y nutrición.

Componentes: glucósido vanillósido, que da lugar a la vainillina (principal componente aromático) en el proceso de curación, azúcar, glucosa, fructosa, sacarosa, aminoácidos, mucílagos, fibra, pectina, cumarinas, ácido salicílico, alcoholes, taninos, terpenos, polifenoles, resinas, ácidos grasos, ceras, proteínas, enzimas (peroxidasa, que da lugar a su color marrón en el proceso de secado). Se compone de muchísimos compuestos volátiles.
También se usa como fijador de aromas y conservante. 
Vanilla fragans (Ames) o planifolia. Su oleato, decocción o tintura se hace con las vainas abiertas a lo largo, donde se encuentran las semillas. Parte utilizada: fruto inmaduro (vaina).


VID
Tipo piel: todas. 

Propiedad principal: protectora de los capilares sanguíneos. Hemostática, fragilidad capilar, varices, cuperosis,    piernas cansadas, flebitis (acción vitamínica P).
Perfecto antiedad, difumina las arrugas ya existentes.
Antioxidante, elasticidad y firmeza a la piel. Piel irritada, con eczema, sabañón, con erupciones.
Contiene polifenoles, sustancia de gran acción sobre los radicales libres. 
Los colores de las uvas varían entre amarillo, verdoso, rojizo y azulado. La uva negra, al contener más colorante natural, los antocianos, es más efectiva para la piel.
Componentes: las hojas contienen taninos, flavonoides y pigmentos antociánicos. La savia contiene azúcar, ácido tartárico y otros ácidos orgánicos, es antiinflamatoria y cicatrizante. Las bayas contienen azúcares (glucosa, levulosa y sacarosa) proteínas, lípidos, vitaminas A, B, C y P, sales minerales (cobre, potasio e hierro especialmente), ácidos orgánicos y pigmentos antociánicos, que actúan de descongestionante y depurativo de la piel. De las semillas, ricas en antioxidantes, se extrae su aceite (ver propiedades del aceite de pepita de uva en la página Aceites y mantecas.

Botánica: planta de tronco retorcido (cepa), de hojas grandes y flores agrupadas en racimos. Puede superar hasta los 20m. de largo si no se poda. El mejor momento para recoger las hojas es cuando están intensamente rojas,  antes de su caída.
Vitis vinifera L. (Vitáceas). Parte utilizada: hojas, savia, bayas y semillas.
 
 
ZARZAMORA
Tipo de piel: grasa, seca, irritada, envejecida, con manchas.
Piel grasa: astringente ideal para este tipo de piel,  abre poros y cura granos.

Propiedad principal: mejora la circulación. Sus frutos son buenísimos para las varices.
Antioxidante, lucha contra los radicales libres.   Tónico cutáneo.
Revitalizante y reafirmante de piel, rejuvenece la piel y la aporta luminosidad, con brillo natural.
Blanquea la piel, reduce manchas al reducir la producción de melanina.
Antiinflamatoria, antiséptica, bactericida, cicatrizante. Sus hojas reducen la ulceración dérmica, quemaduras y mejora las heridas.

Cabello: mejora la fragilidad capilar.

Componentes: rica en vitamina A y C, en flavonoides,  taninos, minerales (calcio, hierro, potasio y fósforo), ácidos orgánicos (láctico, cítrico, salicílico, málico...), glúcidos (glucosa y levulosa), pectina. Es el vegetal más rico en carotenoides.
Se utilizan los frutos, las hojas, los tallos tiernos y la raíz.
Sus hojas utilizadas en decocción son muy buenas para heridas,  úlceras dérmicas e infecciones bucales.
La mora puede ser blanca y dulce si procede del árbol de la morera (Morus alba) o morada y ácida si procede de la planta del moral (Morus nigra), fruto rojo inmaduro, violáceo maduro de la Zarzamora (Rubus fructicosus). Aunque son plantas distintas difieren poco en sus principios activos. 



 
"OTROS ADITIVOS" 




ÁCIDO CÍTRICO
Es un ácido presente en muchas frutas como los limones o naranjas y se emplea como aditivo en jabones y cosmética porque funciona como antioxidante y conservante natural.
Al tener un pH muy ácido neutraliza el exceso cáustico en jabones líquidos o en champús. 

Es un sinérgico de antioxidante.
Se disuelve en agua. 
Imprescindible para la elaboración de bombas de baño.






  
ÁCIDO ESTEARICO/ESTEARINA
Tipo piel: apto para todas las pieles.
Propiedad principal: emoliente, muy nutritiva y protectora de la piel.
La estearina es el componente más importante de la grasa de los aceites vegetales y de la grasa animal.


Uso en  jabón y cosmética
En jabón usar un  2-3% del peso de la grasa máximo o  20 g/kilo peso jabón.
Espuma más consistente, cremosa, más densa y persistente.
Da cuerpo y textura al jabón y lo hace más brillante.
No interfiere ni en el color ni en el aroma.
No deja babas, contrarresta al jabón baboso.
Baja ligeramente el pH.
Proporciona dureza extra con una pequeña cantidad y ayuda a que se seque antes en el molde.
Acelera muchísimo la traza.
Se derrite con las grasas sólidas como coco, palma, mantecas...
Se utiliza también como sustituto del aceite de palma.
En cosmética: uso como emulsionante (ver página Cosmética Natural).



ÁCIDO HIALURÓNICO
Tipo piel: envejecida, no es recomendable en piel grasa o con acné y mixta. 

Propiedad principal: previene el envejecimiento cutáneo, es muy hidratante y humectante, fija la humedad en la piel, suavizante, alisa la piel. Regenerador de colágeno, mejora el tono y la luminosidad. Está considerado el mejor hidratante.
Antiinflamatorio, cicatrizante, disminuye el dolor y las rojeces en las inflamaciones.

Uso en jabón y cosmética: En jabón se usa del 1-10%. Se disuelve en agua. En cosmética se añade en el agua, uso en  cremas  de cara y contorno de ojos (reduce arrugas y patas de gallo), para después del sol, after-shave, champú... Dosis 0,1-0,2%, a mayor dosis no irrita ni sensibiliza.
Se puede obtener de distintas fuentes como algas, microorganismos, yemas de huevos, crestas de gallo, ojos de pescado...
 

ÁCIDO KÓJICO
Ácido vegetal proveniente del hongo koji (japonés). Se utiliza como blanqueante natural de la piel y para eliminar las manchas cutáneas. 
Es la sustancia más potente de la naturaleza para eliminar las manchas solares hormonales y además se puede tomar el sol con ella al no ser fotosensibilizante.
Es antioxidante, lucha contra los radicales libres, antimicrobiano, actuando también contra la bacteria del acné.

Uso en jabón y cosmética: de 1-5% peso fórmula. En cosmética para pieles sensibles no usar más de un 3% para evitar posibles irritaciones. 
Soluble en agua. No es conveniente aplicarlo todo el año por su potente efecto blanqueante.



ÁCIDO LÁCTICO
Tipo piel: para todas, excepto extremadamente sensibles. 
Piel seca: hidratante.
Piel mixta o grasa: astringente, limpiador.
Propiedad principal: renovador celular, exfoliante cutáneo. Lucha contra las arrugas y las líneas de expresión suavizando los contornos, mejora la textura de la piel, su tono y su aspecto.
Descamación excesiva de la piel. Ayuda a reparar el daño causado por el sol. 
Cabello: acondicionador, aporta brillo y ayuda a eliminar la caspa al eliminar las células muertas que se acumulan en el folículo. Retarda la pérdida de cabello por el taponamiento del folículo.
Uso en jabón y cosmética: baja ligeramente el pH del jabón y cosméticos.
En cosmética se usa como alternativa de la glicerina como emoliente, una gota es suficiente y para bajar el pH del cosmético en dosis de 2-3 gotas máximo para evitar posible irritación en pieles extremadamente sensibles. 
Se usa mucho en productos para endurecer las uñas y desprender cutículas.
El ácido láctico puede provenir de fuentes animales o vegetales. Si proviene de fuente animal, muy común, se obtiene de la fermentación de productos con lactosa. Si la fuente es de origen vegetal, procede de la fermentación de la caña de azúcar, remolacha, melaza o manzana producida por bacterias.  
  


ALANTOÍNA
Tipo piel: todas, especialmente muy sensibles como bebés e irritadas.
Piel grasa: limpia poros y elimina acné.
Piel seca: humectante.
Piel envejecida: disminuye las arrugas y tersa la piel. 

Propiedad principal: humectante, gran protector y regenerador cutáneo.  Regenera  y cicatriza de forma muy rápida y efectiva la piel dañada: dermatitis, ictiosis (piel escamada), grietas, flacidez, manchas, prurito, quemaduras. En los casos de queratosis adelgaza la capa córnea de la piel. 
Protector de la piel por cambios climáticos (frío, viento...),  por sustancias alcalinas, detergentes fuertes... 
Elimina las células muertas dejando una piel suave. Hidrata y calma sin producir irritación. 
Antiinflamatorio: artritis y artrosis. Antibacteriano: acné, vaginitis, cavidad bucal, herpes labial.

Cabello: para todos. Seborrea tanto de caspa seca como grasa.

Uso en jabón y cosmética: en jabón se utiliza un 2% de la fórmula previamente disuelto en un poco de agua y se añade a la traza.
En cosmética se usa entre un 0,5 -2,0% del preparado como máximo. Se disuelve en la fase acuosa. No hace falta calentar el agua previamente si no se sobrepasa el 0,5% del preparado. Si calentamos el agua no sobrepasar los 50º para evitar que se degrade. En caso de añadir mayor cantidad, del 0,5% hasta el 2%, la temperatura del agua puede estar comprendida entre 50-80º sin que afecte a sus principios. 
Acepta pH ácido y alcalino. Compatible con cualquier tipo de tensioactivos.
Al no producir irritaciones ni alergias se puede añadir en todo tipo de cremas tanto de cara, cuerpo, manos, después del afeitado, en enjuagues bucales, pintalabios, desodorantes, champús, suavizante, mascarillas, desodorantes, bronceadores, protectores solares...
Glioxildiureido: polvo cristalino, blanco e inodoro. Se puede obtener solamente del reino vegetal: aloe, borraja, consuelda y castaño de Indias principalmente, o de laboratorio. Generalmente se usa de laboratorio por ser totalmente inocuo en cualquier tipo de piel y sin efectos secundarios ni alergias. 
La alantoína es una sustancia nitrogenada compuesta por dos moléculas de urea. A diferencia de la urea, que puede llegar a producir alguna irritación en la piel frágil (zona de los ojos), la alantoína no irrita y necesita la mitad de añadido que la urea para ser igual de efectiva, por otro lado comparten las mismas propiedades.


ALCOHOL ETÍLICO
Tipo piel: en todas las pieles  en pequeña cantidad. No utilizar en pieles muy sensibles y frágiles ni en niños pequeños por posible irritabilidad.
Propiedad principal: antiséptico, antibacteriano. Elimina hongos, bacterias y virus. Acción desodorante, disminuye la secreción de sudor; antiinflamatoria y hemostática.
Uso en jabón y cosmética: se pude añadir solo para crear un jabón antiséptico, pero lo normal es añadir a la traza un poco de tintura en la que hemos macerado la planta.
Aporta al jabón mucha limpieza y actúa de desinfectante, reduce la espuma y lo deja más blando. Al añadir el alcohol, la traza se vuelve más dura (si las cantidades de alcohol son pequeñas). Imprescindible aditivo a la hora de realizar jabón transparente en frío o en caliente.
Excelente disolvente de principios activos.
En cosmética se añade muy poquito porque reseca la piel seca, por el contrario produce más grasa a la piel grasa al obstruir los poros. Unas pequeñas gotas en la crema son suficientes. En preparados cosméticos reduce la viscosidad y es un agente antiespumeante. Uso en lociones, champús, ungüentos, cremas,

En perfumería se utiliza generalmente alcohol de 60º-96º para crear perfumes. 
Alcohol etílico, etanol. Alcohol obtenido por fermentación de azúcares o almidón de la caña de azúcar, de remolacha, frutas, cereales, etc. y su posterior destilación.



ARCILLAS
Propiedades generales: 
Es uno de los mayores antibióticos naturales. Desinflama, cura, previene, calma, relaja, alivia, descongestiona,  remineraliza,  cicatriza, desinfecta y refresca.  
Afecciones e infecciones de la piel: picaduras de insectos, herpes, eczemas, dermatitis, quemaduras, hongos, pie de atleta, psoriasis, verrugas plantares... 
Ralentiza deterioro físico. Aclara piel, la tersa, la regula, elimina células muertas...
    Amarilla: apta para todas, especialmente para pieles frágiles,   normales, mixtas y grasas que son muy sensibles, pieles irritadas y dañadas (herpes, forúnculos, eczemas, pruritos, capilares frágiles). Sus principales propiedades son: oxigena la piel, la aporta elasticidad.
Controla el exceso de sebo, cierra poros. Gran cicatrizante y antiinflamatorio, especialmente en dolores articulares.
Sus propiedades son similares a la arcilla roja. Contiene principalmente hierro (la poca oxidación del hierro combinado con su acumulación de agua le aporta esta tonalidad) y potasio.
Cabello: normal, dañado, frágil, poco irrigado, con caspa.
 
     Blanca: piel seca, madura, muy sensible, mate, grasa y acné. Especial nutritiva y deshidratada.
Antiarrugas, desodorante, cicatrizante, exfoliante. Limpia poros, adsorbe grasa. Aporta sensación de frío. Desinfecta la boca en enjuague.
Imprescindible en jabón de afeitar para que poder deslizar la cuchilla. Alto contenido en sílice, aluminio y calcio.
Cabello: todos, en especial normales y secos. En el cabello graso lo mantiene limpio y suelto por más tiempo. Absorbe el exceso de grasa en el cuero cabelludo.
     Roja: todas, en especial piel sensible, delicada y desvitalizada. Es más curativa que la blanca. Promueve regeneración celular. Exfoliante ideal: acné, puntos negros y espinillas. Problemas circulatorios, piernas con varices. Celulitis y dermatitis.
Es parecida a la verde, pero al contener más hierro y aluminio es más astringente, cicatrizante y antiinflamatoria. Rica en hierro y cobre.
Cabello: especial cabello normal y dañado.
     Rosa: arcilla muy suave, mezcla de dos partes de blanca y una parte de roja. Es especial  para piel muy sensible, delicada, frágil, al ser muy suavizante. Piel deshidratada, mate,  seca y apagada, mixta, normal, madura, zonas frágiles o delicadas del cuerpo como escote, especialmente la piel del pecho después del embarazo. Hidrata, suaviza, tonifica y reafirma mejorando la elasticidad. Especial belleza y piel con celulitis y flácida. Contiene aluminio, calcio, fósforo, hierro, magnesio y sodio principalmente.
    Verde: piel mixta, grasa y con tendencia acnéica. Limpieza profunda. Limpia poros, desengrasa, oxigena y exfolia. Es igual que la blanca en propiedades pero conviene más a pieles grasas o con acné. Antibacteriana, cicatrices, pliegues en la piel. Calma la piel enrojecida por el calor, sudor, escoceduras, etc.
Hace desaparecer las estrías de reciente aparición (rojas), elastiza. Con cola de caballo y centella asiática va perfecta para las estrías. Anticelulítica.
Perfecta para los dolores articulares y musculares, inflamaciones por golpes, edemas...
Es rica en magnesio, potasio y sílice.
Cabello: para todo tipo, en grasos arrastra la grasa. Es la arcilla con mayor poder cicatrizante.
  Rassoul: hipoalérgica, especial piel sensible, alérgica, atópica y con psoriasis. Descongestiona, desengrasa,  purifica, puntos negros, impurezas. Reafirma rasgos faciales, reduce sequedad y descamación, aclara piel.
Cabello: cabellos oscuros de cualquier tipo, aporta volumen, brillo y mucha limpieza, limpiando sin desproteger.
Uso de las arcillas en  jabón y cosmética:
En jabón se usa un mínimo de 20 g/kilo jabón para que sea efectiva.
Se pueden añadir tanto en el agua como en la traza siempre que las disolvamos bien.
Aceleran algo la traza. Los jabones son suaves exfoliantes.
La arcilla blanca mejora la textura del jabón, le da un poquito de dureza y mejora las bases blancas para colorear.
La rosa colorea el jabón de rosa, es una mezcla de blanca y roja.
La arcilla roja se echa menos que la blanca por ser más pesada.
La arcilla verde endurece mucho la traza y le proporciona al jabón más limpieza y dureza. Lo tiñe de verde.
En cosmética la arcilla adsorbe sustancias y líquidos. Se usa en cremas, mascarillas, peeling, champús y cremas limpiadoras.



AZÚCAR

Propiedad principal: exfoliante. 
Máximo 2% del peso del jabón.
Se echa disuelta en el agua.
Ablanda el jabón,  hace mucha  más espuma y más duradera.
Podemos echar en la traza una cucharada de azúcar de caña. 
En cosmética se utiliza para crear productos exfoliantes.
Contiene minerales, vitaminas, sacarosa (glucósido)...El azúcar sin refinar (moreno) contiene restos de melaza, de ahí su color. Cuando se refina (blanco) pierde parte de vitaminas y minerales.
Saccharum officinarum. De la caña de azúcar se utiliza los tallos.  



BARROS DEL MAR MUERTO
Tipo piel: todas. Especial para pieles alteradas, pieles grasas, pieles maduras y pieles con celulitis.

Propiedad principal: alto poder remineralizante y anticelulítico.
Limpia la piel en profundidad eliminando las toxinas, células muertas la hidrata, nutre, tonifica, tensa, fortalece, revitaliza, suaviza las arrugas atenuando los signos de expresión.
Actúa sobre las pieles con afecciones de forma efectiva como pieles con acné, espinillas, puntos negros, eczema, dermatitis y rosácea principalmente.
Cicatrizante, relajante y calmante, actúa reduciendo picor. 
Efectivo en procesos inflamatorios: dolor muscular, articular, artritis, neuralgias, ciática, etc.
Activa circulación: mejora de varices y flacidez.
Neutraliza el pH de la piel. No produce alergias.
Compuesto por materia orgánica, agua y minerales como azufre, bicarbonato, boro, bromo, bromuro, calcio, cloro, cobalto, cobre, cromo, estroncio, flúor, fósforo, hierro, magnesio, manganeso, molibdeno, níquel, potasio, selenio, silicio, sodio, sulfatos, vanadio, yodo y zinc.
Maris limus.
 


BISABOLOL
Tipo piel: todas, incluso bebés,  especialmente pieles sensibles, irritadas, tirantes y alérgicas.
Propiedad principal: antiinflamatorio, calmante,  protector, desensibilizante y fungicida.
Gran suavizante y emoliente de las pieles irritadas y dañadas, reduciendo las irritaciones y los daños provocados en la piel incluso a bajas dosis: erupciones, pruritos, quemaduras solares, afeitado, depilaciones, frío, calor...
Antioxidante, protector contra los radicales libres que se producen por estrés, frío, etc. 
Uso en jabón y cosmética:
En cosmética se usa entre 0,1-1% del total del preparado. Uso en lociones, serums, leches, cremas contorno de ojos, cara, cuerpo, antiinflamatorias, bálsamos labiales, desodorantes, desmaquillantes de ojos y facial, productos solares y postsolares, productos para después del afeitado, postdepilación, productos para el cabello y baño como geles, mascarillas, champús... 
Bisabolol, también denominado Alfa bisabolol o levomenol, es un alcohol sequisterpénico procedente de algunos vegetales. Los más comunes son los procedentes de la flor de la manzanilla alemana (Matricaria chamomilla) o el procedente de la corteza del árbol Candeia (Vanillosmopsis erythropappa).
Es un líquido amarillo pálido a transparente, insoluble en agua y glicerina, soluble en etanol.
Nota: existe también bisabolol sintético, presenta las mismas propiedades que el vegetal y no es tóxico ni irrita la piel al igual que el vegetal. 


 
BÓRAX
Es un mineral que se origina de forma natural en las rocas sedimentarias de lagos y lagunas por la evaporación de agua. Es un desinfectante de la piel, antiséptico y antimicrobiano.
No reseca la piel, es astringente, abre los poros limpiando con suavidad, hidrata. 

Uso en jabón y cosmética
En jabón se utiliza 2-3% peso fórmula. Actúa como conservante y aumenta su poder espumeante y regula el pH. Se disuelve en agua fácilmente. 
En cosmética se usa en lociones, cremas, mascarillas, polvos de maquillajes, champús...



CARBÓN VEGETAL 
Carbón activado.
Potente adsorbente.
Tiene la capacidad de retener o remover virus o bacterias  adsorbiéndolos o fijándolos en su superficie. Elimina el olor corporal.
Infecciones de la piel. Absorbe las moléculas responsables del mal olor de pies. Heridas infectadas, favorece la cicatrización.
Agente desodorante, desinfectante. Contra picaduras de insectos. 
Uso en jabón: 30-40 g/kilo de jabón. Es mejor añadirlo al comienzo de la traza o en el aceite del sobreengrasado.
Se obtiene a partir de la carbonización de materias vegetales como  cáscara del coco, partes leñosas de los árboles o de otros vegetales.
Carbo activatus.

CERA DE ABEJAS

Tipo piel: todas. Piel especialmente seca, muy seca, sensible, con picores, con eczema, irritada y dañada.
Propiedad principal: nutritiva, emoliente (ablanda las células muertas facilitando su eliminación y dando a la piel más suavidad y luminosidad) y lubricante. Retrasa los signos de la edad, revitalizadora, astringente, acondicionadora.
Presenta gran compatibilidad con la piel, por lo que no irrita y es protectora.
No penetra mucho en la piel, pero sella e impermeabiliza creando una película protectora (humectante). Potente efecto antiinflamatorio. Rica en vitaminas A.
Uso en jabón y cosmética:
Se suele usar  unos 10-15 g/kilo de la  fórmula, si nos pasamos puede dejar la traza tan dura que no podamos enmoldar.
Debe estar bien fundida para que no queden grumos en el jabón. Si es pura deja un permanente olor natural en el jabón. Ayuda a obtener un buen secado del jabón.
Hace jabones duros y emolientes, baja espuma y permanencia, acondiciona y limpieza más suave.
Es una buena base para teñir el jabón de otros colores. No caduca nunca.
Confiere al jabón y a los cosméticos propiedades antioxidantes, alargando la vida útil de los aceites que tardan más en oxidarse.
Uso en cosmética: co-emulsionante. Ver página de Cosmética natural).
La cera de abejas la fabrican las abejas obreras para construir los panales y sellar la miel que ya ha madurado. La segregan por cuatro pares de glándulas situadas en el abdomen. 
  


COENZIMA Q10
Propiedad principal: regenera, reafirma, mejora la elasticidad de la piel fortaleciéndola. Reduce la profundidad de las arrugas y las previene.
Actúa en sinergia junto con la vitamina C y E.
Potente antioxidante, reduce la formación de radicales libres, preventivo y curativo de la radiación solar, evita la disminución de colágeno, previene el envejecimiento prematuro. 
Cabello: anticaspa. 

Uso en jabón y cosmética:
 Se usa entre 0,5-5%. Se diluye en agua. En cosmética se usa para crema de contorno de ojos (reducción de patas de gallo, ojeras y ojos cansados), en cremas reafirmantes, en cremas faciales, de manos, para después del sol, serum...



COLÁGENO

Tipo piel: todas a partir de 30 años, incluso muy sensibles. 

Propiedad principal: firmeza y elasticidad.
La piel se refuerza, se hace más resistente y más firme, la aporta tersura con un aspecto más joven, suave, menos seco  y más sedoso. Hidrata, humecta, reduce los efectos de los  pequeños gestos. Repara los tejidos dañados, disminuye la irritación de la piel y las grietas.
Cabello: reestructura la queratina y da más cuerpo.

Uso en  jabón y cosmética:
Se añade al cosmético cuando ya está preparado. En cremas se utiliza de 3-5% y en champú un 1-2%. Soluble en agua.
Producto natural que se obtiene del animal bovino, cerdo o de los pescados.



COLOFONIA
Tipo piel: todas, excepto muy sensibles y niños. Principalmente pieles resecas e inflamadas.
Piel seca: nutritivo. 
En todas: regenerador.
Propiedad principal: antiséptico, antiinflamatorio y rubefaciente.
Su efecto antiinflamatorio y rubefaciente lo hace especial para los dolores reumáticos y de tipo muscular.
Antiséptico, curación de heridas, antihemorrágico. Crea una película sobre la piel protegiéndola tanto a nivel de bacterias como del desecamiento, retardando la aparición de las arrugas.
Cabello: para todo tipo. Protege el cuero cabelludo, desinfecta y limpia. Especial para el cabello lacio por aportar cuerpo.

Uso en  jabón y cosmética:
Actúa de conservante alargando la vida del jabón o cosmético ya que tardan más en enranciarse. Proporciona el típico aroma a resina, a pinar.
En jabón se suele usar entre 5-10% del peso de las grasas. Saponifica igual que una grasa pero no produce glicerina y, al igual que las grasas, tiene fracción insaponificable (4-5%). Se añade con el resto de las grasas. Su punto de fusión es alto, en torno a 100-150º.
Produce jabones suaves, blandos pero más duraderos al aumentar la durabilidad de la pastilla ya que cuando ésta se moja tarda más en deshacerse. Generalmente se suele combinar la colofonia con ácido esteárico para aumentar la dureza del jabón. Crea mucha espuma, muy suave, cremosa y con volumen. 
Con la colofonia se puede hacer jabones transparentes, de un tono miel amarronado. El exceso de la resina en el jabón puede producir un color muy oscuro restándolo transparencia.
En cosmética se suele utilizar máximo 1-3% del peso de la fórmula. Un exceso puede llegar a irritar la piel sensible. Es un excelente formador de películas, estabilizante de emulsiones y posee una gran capacidad como adherente. 
Uso en cremas,  ungüentos, maquillajes, sombras de ojos, coloretes, pintalabios, rímel, lápiz de ojos, filtro solar, champú, acondicionador, mascarilla, laca, gomina y brillantina para el pelo, gel de ducha, esmalte de uñas, depilatorios...

Colophonium. De la resina del pino se obtiene la trementina, una oleorresina que por destilación da lugar a un residuo sólido o resina llamada colofonia. Es extraía de las coníferas, principalmente de la familia de los pinos. Su color es ámbar, amarillo a pardo dependiendo del tipo de especie y zona.
Se conoce como Pez Castilla, pez griega, pez resina.
Nota: puede producir sensibilización en pieles delicadas o alérgicas, especialmente al ácido abiético, su principal componente. 



 GELATINA 
Tipo piel: todas. 

Propiedad principal: suavizante cutáneo, hidratante.
Es una proteína natural  cuyo ingrediente principal es la grenetina, que está hecha de colágeno. La piel se vuelve más firme y lisa.
Antiinflamatoria.
Cabello: pelo sano y brillante y más fuerte. Caída del pelo.
Es muy rica en aminoácidos y colágeno.
Se disuelve en agua tibia, es un gelificante.
PH: 4-5.


GLICERINA
Tipo piel: todas, en especial muy sensibles y delicadas por su suavidad.
Piel irritada: efectiva en eczema y psoriasis.
Propiedad principal: humectante, lubricante y gran protector cutáneo.
Posee una gran capacidad de absorción para retener el agua en la piel lo que la hace muy hidratante.
Emoliente, disolvente. Fuerte acción lubricante. Da blancura a la piel y la suaviza.
Antiséptica y bactericida (es poco contaminante), muy buena en heridas superficiales.

Uso en  jabón y cosmética:
En los jabones de aceites naturales, además de llevar glicerina en su composición, no se debe añadir más de un 10% porque quedarían demasiado suaves. Se suele echar una cucharita pequeña  en la traza. Ablanda mucho el jabón y le quita espuma pero sí aumenta la detergencia del jabón.
Es miscible en agua y alcohol, no en aceite, actúa de excipiente para disolver los principios activos, es estabilizante. Actúa de vehículo para los aceites esenciales.
Muy usada en cosmética y farmacia por sus propiedades. Mejora al principio activo que acompaña.
Se extrae para productos medicinales y cosméticos por sus propiedades, sobre todo en cremas por su poder hidratante, cremas nutritivas, champú...
En cosmética la dosis máxima es 3-4% del peso total del preparado.



ELASTINA
Tipo piel: piel envejecida, deshidratada, arrugada, flácida.

Propiedad principal: elasticidad y reafirmante de la piel.
Proporciona elasticidad estirando la piel de forma natural por lo que las arrugas disminuyen e hidrata la piel. Su falta produce flacidez, arrugas, desecamiento y piel más sensible. Hidrata la piel.
Se utiliza en cualquier parte del cuerpo, incluso zonas alrededor de ojos para disminuir las arruguitas sin irritar ni sensibilizar. Es un regulador.

Cabello: especial cabello seco, dañado, protector por el uso de tintes y secadores, protege la cutícula del cabello aportando más volumen, brillo e hidratación.
Es una proteína, de origen vegetal si procede del hidrolizado de trigo o natural procedente del reino animal.

Uso en jabón y cosmética: uso 2-5% del preparado. Es soluble en agua. Aguanta altas temperaturas, se usa en cremas, geles, lociones, champú...



ESCUALENO
Tipo piel: apto para todas especialmente para pieles secas, deshidratadas, maduras, irritadas y pieles sensibles.
Piel grasa: no obstruye poros.

Propiedad principal: potente antioxidante, emoliente, humectante y protector.
Restaura y protege la barrera lipídica de la piel penetrando profunda y rápidamente. Proporciona aporte de oxígeno a las células reduciendo la formación de radicales libres ralentizando la formación de arrugas, mejorando el tono de la piel y las manchas de la edad, protegiendo de los daños de la exposición al sol y frío. 
Suaviza y aporta flexibilidad, mejora las grietas, el eczema y la psoriasis.

Cabello: reparador y acondicionador del cabello dañado y seco, protege la fibra capilar, el cabello teñido, las puntas secas. Alisador de cabello y suavizante. Especial para pelo seco.
 
Uso en jabón y cosmética:
En jabón se puede añadir una pequeña cantidad a la traza para hacerlo más acondicionante. Funciona como un aceite.
En cosmética se puede añadir a cualquier tipo de cosmético una vez preparado como serums, cremas contorno de ojos, faciales, corporales, solares, champús, mascarillas, barras de masaje, maquillaje, rímel, lápiz y sombra de ojos, pintalabios, bálsamos labiales... 
Se puede añadir también con el resto de aceites para realizar un preparado cosmético. Es miscible en aceite pero no en agua. La proporción a añadir varía según el tipo de preparado, entre 1-15% es lo normal, pero también se puede añadir incluso hasta un 90% en el preparado de aceites.
Ayuda a que los principios activos que acompaña penetren mejor en la piel. Produce texturas ligeras, sin ninguna sensación grasa, de rapidísima absorción.
En perfumería se utiliza como fijador.

El escualeno puede ser de origen vegetal, extraído normalmente del aceite de oliva, del germen de trigo,  salvado de arroz,  semilla de amaranto, e incluso también se está derivando de azúcares procedente de los vegetales como la caña de azúcar, etc. o  puede ser de origen animal, extraído del aceite de hígado de tiburón, del que tomó su nombre latino "squalus" (género escualo) mucho antes de empezar a extraerse del mundo vegetal.
El escualeno vegetal proviene en su mayoría del aceite de oliva. Es un hidrocarburo terpénico poliinsaturado, corresponde a una parte de la fracción insaponificable del aceite. Al ser poliinsaturado se oxida fácilmente, por lo que mediante hidrogenación, es decir, convirtiéndolo en saturado, se convierte en estable a la oxidación. 
Al hidrocarburo poliinsaturado se le denomina escualeno. Al hidrocarburo saturado se le denomina escualano. Ambos son totalmente naturales y no irritan ni sensibilizan, al llevar la propia piel escualeno en su composición.
Es un líquido aceitoso, poco viscoso, de color muy pálido a incoloro, sin aroma y muy penetrante.

 


LANOLINA
Tipo piel: todas, incluso frágiles y piel de bebé. Pieles muy secas, agrietadas, dañadas. No conviene a las pieles grasas a no ser en baja proporción.
Piel seca: evita la deshidratación. 

Propiedad principal: humectante. Potente captador de agua que forma una barrera en la piel natural dejándola respirar. 
Hidratante, emoliente, suavizante y antiséptica de la piel.
Absorción rápida por la piel, excelente vehículo de aceites esenciales y principios activos, los capta y los absorbe a través de la piel.


Cabello: débil, caspa seca en el cuero cabelludo, evita la formación de escamas que no dejan al folículo respirar, picor.

Uso en jabón y cosmética
En jabón se suele añadir en el sobreengrasado, aunque prácticamente está compuesta de insaponificables.  Acelera la traza. Crea jabones muy emolientes, de tacto suave, de baja espuma pero de larga permanencia.

En cosmética: como co-emulsionante (ver Cosmética natural) es muy usado en cremas, da emulsiones de agua en aceite muy estables y con propiedades lubricantes. También se usa en champús, acondicionadores de pelo, barras de labios y maquillaje. Perfecto desmaquillador. 
La lanolina es la cera que se extrae de la grasa de la lana de oveja.



LECHE
Tipo pielpara todo tipo de pieles, incluidas muy sensibles como bebés, ancianos, desnutridas. Es muy nutritiva.
El suero de la leche estimula la producción de colágeno.
Es rica en proteínas (como caseína), materia grasa, minerales y vitaminas, sobre todo la leche de vaca, rica en vitaminas A, B, D, E.
 --Leche de avena:
Tipo piel: todas, especialmente sensibles, bebés, irritadas con dermatitis atópicas o psoriasis, con acné y secas.
Hidratante, emoliente y acondicionador cutáneo.
Cabello: actúa como acondicionador, reduce la rotura del pelo aumentando su elasticidad, reduce electricidad estática.
Las proteínas de la avena mantienen el pH en 5,5.
--Leche de burra: Es un regenerador natural de las células de la piel.
--Leche de cabra: para todas las pieles. Suaviza, humecta y nutre la piel. Contra la sequedad cutánea.
Rica en vitamina A, vitaminas del grupo B, C, ácido fólico y minerales.
--Leche de coco: para todas las pieles. Hidratante, nutritiva y humectante. Fenomenal para tratar forúnculos.
Uso y comportamiento en el jabón:
La leche se puede sustituir por el agua total o parcialmente para preparar la lejía siempre que esté congelada para que la sosa no la oscurezca. Al contacto con la sosa la leche no pierde sus propiedades, pero si no está congelada los jabones no salen estéticos, salen oscuros. Si la leche está congelada al añadirla a la sola se queda de su color natural.
Si la leche es de burra no se debe usar más de un 5% del peso total de la fórmula.
Si la leche es en polvo se puede echar en la traza.
Calienta mucho el jabón por lo que no debemos taparlo.



MADREPERLA
Tipo piel: todas, en especial pieles grasas y con acné. 
Piel grasa: regula el exceso de grasa.
Piel seca: nutre e hidrata.
Piel madura: nutre, tersa.
Propiedad principal: regenerador, despigmentante, exfoliante y bactericida.
La concha de  nácar protege activamente contra los agentes externos que atacan a la piel (sol, viento, frío, contaminación), la reestructura, restaura y  estimula.
Aclara las manchas cutáneas producidas por el sol y embarazo principalmente.  Posee efecto blanqueante sobre el tono de la piel.
Es un perfecto exfoliante y bactericida que deja la piel limpia. 
Rico en  carbonato de calcio, posee también aminoácidos y minerales (calcio, cobre, hierro, magnesio, zinc...)
Cabello: desvitalizado, opaco, con caspa y seborrea. Devuelve brillo. Alisa la cutícula.

Uso en jabón y cosmética:
Entre 1-10%. Uso en cremas, mascarillas, champús, maquillajes...
Es soluble en agua o aceite.



MIEL
Tipo piel: para todas las pieles, incluso rojas.

Propiedad principal: humectante, cicatrizante, calmante y suavizante. 
Es muy buena para el cutis con venitas rojas.
Emoliente, piel firme y elástica. Nutre, ilumina, activa la circulación superficial.
Tiene una gran capacidad de retener el agua en la piel.
Antibiótica, antiséptica, antiinflamatoria.
Contiene 181 sustancias diferentes, vitaminas (A, B6-12, C, E) minerales (calcio, potasio, fósforo, hierro...), azúcares, enzimas, ácidos orgánicos, lípidos...
Uso en  jabón y cosmética:
La miel debe ser pura. En jabón se usa una cucharada por kilo.
Se puede descontar del agua si queremos, añadirla al agua directamente o en la traza.
Ablanda mucho el jabón por lo que tarda más en secarse. Calienta mucho el jabón por lo que no hay que abrigarlo para que no se recaliente.
Colorea el jabón  y si nos pasamos en la medida puede hacer desaparecer el olor de los aceites esenciales.
En cosmética por sus propiedades se utiliza mucho en cremas, mascarillas, bálsamos y champús. Máximo 2% para no dejar sensación pegajosa. En mascarillas y champú se puede aumentar la proporción.



POLEN
Tipo piel: grasa, madura con arrugas prematuras, arrugada y desnutrida.
Propiedad principal: nutre la piel. Piel sana.
Revitalizante natural, suaviza y afina la piel, la  tonifica, estimula, reequilibra y  desintoxica.
Cabello: Todos. Fortifica la fibra capilar, lo sanea.
Contiene los 22 aminoácidos que existen en la naturaleza, minerales como sodio, calcio, potasio, magnesio…, ácidos grasos libres, betacarotenos, terpenos, vitaminas B, C, E y flavonoides como quercetina.
El polen es parte principal del órgano reproductor masculino de las flores. Es utilizado por las abejas para alimentar a sus larvas.
Nota: no usar en personas alérgicas al polen. 


PROPÓLEOS
Tipo piel: grasa, mixta, acnéica, castigada, dañada, desnutrida, muy seca, arrugada, frágil.
Piel acnéica: disminuye el acné y las marcas
Piel castigada: protege de las agresiones externas. 
Piel seca y desnutrida: nutre, hidrata, regenera y revitaliza.  
Propiedad principal: antibiótica. Elimina bacterias y hongos e inhibe su desarrollo.
Especial para las pieles irritadas y dañadas que puedan ser propensas a desarrollar bacterias o ya las han desarrollado: acné, callos, cortes, eczemas, escaras (por estar postrado), dermatitis, heridas, granos,  psoriasis, úlceras, vaginitis, infección vaginal (candidiasis), picor e inflamación vaginal, herpes labial o vaginal, grietas, verrugas quemaduras principalmente.
Regenera los tejidos dañados desinfectándolos, desinflamándolos  y cicatrizando. 
Antioxidante para la piel, combate los radicales libres y retrasa la aparición de arrugas. 

Cabello: regenera el cuero cabelludo. Elimina caspa, piojos, lo limpia y revitaliza.
Riquísimo en flavonoides, también contiene cera de abeja, resinas, polen, vitaminas, aminoácidos, minerales, aceites esenciales, ácidos orgánicos..., en total unos cincuenta principios activos se han contabilizado entre los más de doscientos cincuenta que lo constituyen.
El propóleos o própolis es la sustancia que fabrican las abejas a partir de las yemas o resinas de plantas y árboles como pinos, abedules, etc., mezclándolo con cera y secreciones salivares, reparan la colmena o sujetan sus paredes interiores. Lo realizan
Nota: puede provocar reacción alérgica en personas alérgicas al polen.

 

PROVITAMINA B5 
Tipo piel: piel seca, deshidratada, madura, áspera, descamada, sensible, irritada, dañada.

Propiedad principal: muy hidratante y  humectante. Reduce arrugas, regenerador de células,  protector contra agresiones externas (frío, sol, calor, cambios extremos...)
Antiinflamatorio, cicatrizante, antimicrobiano.
Piel irritada (acné, eritema, dermatitis del pañal) y dañada (quemadura solar y heridas leves).

Cabello: contra la irritación del cuero cabelludo, lubrifica creando una película protectora que lo mantiene más hidratado, más resistente, con más cuerpo, suave y brillante. Regula la secreción sebácea. Daños por el uso de secadores, puntas abiertas. Aumenta el espesor del cabello (puede llegar incluso a aumentarlo un 10%).

Uso en jabón y cosmética: es transparente y viscoso. En  jabón se añade a la traza, se suele utilizar entre un 1-5%.
En cosmética: 0,5-5%, la piel lo absorbe muy bien. Se utiliza mucho en cremas hidratantes y nutritivas por ser muy absorbente e hidratante; en maquillaje se utiliza por su capacidad de espesante,  en bálsamos labiales, gel, champú, acondicionador. También conocida como pantenol.


QUERATINA
Suavizante cutáneo y capilar, hidratante.

Cabello: reparador y acondicionador, protege la fibra capilar, contra la rotura, aporta elasticidad. Trata el pelo dañado por tratamientos capilares (teñidos, permanentes...), por cambios de temperatura. Facilita el peinado, reduce la electricidad y lo suaviza.

Uso en jabón y cosmética: es soluble en agua. Se usa entre 0,5-5%.




SALES
Tipo piel : apto para todas. No usar en piel muy sensible.
Propiedad principal: limpia, desinfecta, acondiciona,
Uso en jabón y cosmética:
En jabón se usa 10-12 g. por kilo de jabón o un 1% del peso de los aceites. Si usamos mucha el jabón se queda con poca espuma. Se disuelve siempre en el agua, pero si queremos hacer un jabón específico de sal la añadimos a la traza. Endurece mucho el jabón, le proporciona acondicionamiento. Colorea el jabón según el color de la sal.
En cosmética se utiliza para limpiadoras faciales y corporales, exfoliantes, masajes, baños y champús principalmente.
Entre las diferentes tipos de sales que se puede usar en jabón y cosmética están:
---Sal común: es la sal de mesa refinada, compuesta en torno al 98% de cloruro sódico. Lleva agregado hidróxido de aluminio para que no se apelmace. 
---Sal de mar: sal no refinada procedente de la evaporación natural del agua de mar. Alto contenido en cloruro sódico y traza de minerales como calcio, magnesio y yodo natural.
---Flor de sal: sal no refinada obtenida de la parte superior de las salina y es recogida de forma artesanal. Tiene un bajo contenido cloruro sódico y sodio y es rica en yodo natural y en otros minerales como potasio y zinc
---Sal rosa del Himalaya: obtenida de las minas que se hayan en su base, en Paquistán, donde antes hubo mares. No está refinada, se presente en forma de cristales rosados por contener trazas de óxido de hierro. Tiene un alto contenido en cloruro sódico y contiene trazas de minerales como calcio, cobre, flúor, magnesio, potasio, oro y zinc principalmente. 



SALES DEL MAR MUERTO 
Tipo piel: deshidratada, desnutrida, seca, apagada, atópica. No usar en piel muy sensible.
Piel grasa: acné, seborrea, regula la producción de grasa.
Piel madura: hidrata.
Propiedad principal: remineralizante.
Nutre, calma, suaviza, exfolia, tonifica, regenera, fortalece, estimula circulación, elastiza, es muy eficaz contra la celulitis al drenar la zona del depósito de grasa.
Contra afecciones de la piel: eczema, dermatitis, prurito y psoriasis.
Son antialérgicas, antisépticas y bactericidas (hongos, acné).
Antiinflamatorias: dolores articulares, muscular, artritis, contracturas...
Cabello: activa la circulación sanguínea y su crecimiento. Fortalece la queratina.
Contiene decenas de minerales, siendo muy ricas en magnesio, potasio, sodio y yodo. Principalmente contiene sales de cloruro de magnesio, de calcio, de sodio, de potasio y bromuro.
Lo que le hace a estas sales tan terapéuticas con respecto a otras es su riqueza en minerales y que sólo contiene alrededor de un 30% de cloruro sódico (sal común) mientras que la sal de mesa que conocemos está en torno al 98%.




SEDA
Tipo piel: todas, en especial seca, áspera, madura, deshidratada.

Propiedad principal: acondicionador de piel y cabello. Revitaliza, regenera, reafirma, renueva, humecta, suaviza, es antioxidante. Posee un gran poder de penetración, penetra en las tres capas de la piel. Atenúa las arruguitas finas y las manchas. Deja la piel suave.

Cabello: actúa de acondicionador, repara, nutre, humecta, hidrata, protege, da brillo y mejora el peinado.

Uso en jabón y cosmética: en jabón se debe utilizar el hilo para que sea efectivo. Es soluble en agua, se añade entre un 0,5-5% en la lejía (no pierde sus propiedades), estabiliza la espuma.
En cosmética: uso 0,5-5%. Se puede utilizar el hidrolizado de proteína de seda. Se usa en cremas hipoalérgicas, champú, acondicionadores, geles, leches, after shave... 
La seda es el hilo producido por el gusano Bombyx mori. Para el jabón se utiliza el hilo y se añade a la lejía o al agua donde se va a verter la sosa. El hidrolizado se obtiene de la proteína de la seda por hidrólisis. El hidrolizado es poco efectivo en el jabón porque tiende a desaparecer, pero es muy efectivo en productos de cosmética.


VITAMINAS
Las vitaminas son esenciales para la piel. Son muy efectivas aplicadas por vía tópica.

A: retinol (si procede del reino animal o pro-vitamina A (si es de origen vegetal, también conocida como carotenos, siendo el más importante los beta carotenos). Es un antioxidante natural.
Es  necesaria para regular el normal desarrollo y mantenimiento de la piel, aumenta la elastina y colágeno promoviendo la renovación celular y la creación del tejido conjuntivo para tener una piel saludable.
Corrige sequedad y descamación. Función específica para tratar el eczema, lo combate y previene arrugas, es uno de los mejores activos para  evitar las arrugas
Lleva retinol: retarda y atenúa líneas de expresión
Lleva ácido retinoico: derivado de la vitamina A, elimina acné y sus marcas,
Exfolia, por lo que adelgaza la capa córnea (dermis) y estimula la mitosis (proceso de regeneración celular, división celular).
Deficiencia: endurecimiento y envejecimiento prematuro de la piel,  se vuelve más seca, áspera, escamosa (más probabilidad de tener eczema), cabellos secos y quebradizos al igual que las uñas, propenso a la caída.
Liposoluble. Ej.: leche, aceite hueso de albaricoque, de zanahoria...
 
B: Todas las vitaminas del grupo B son aliadas de la piel, favorecen la elasticidad y estimulan la circulación celular mejorando el tono de la piel.
-B1: tiamina: actúa en los trastornos de la piel.
 Ej.: leche, levadura de cerveza, germen de trigo.
-B2riboflavina. Interviene en los procesos de oxidación y en el metabolismo de la piel, activador de la microcirculación. Nutre los tejidos y aumenta su oxigenación, vigoriza la piel. Su carencia produce alteraciones en la piel como descamación y caída del cabello.
Ej.: leche (90%), levadura cerveza, cereal entero... 
-B3: niacina, también llamada PP. Es una gran protectora de la piel, para tener una piel sana, mejora la circulación y la dermatitis. Prepara la piel para la toma de sol. Su deficiencia produce fatiga y lesiones en la piel.
Ej.: granos de cereales enteros, levadura cerveza, aceites de cacahuete.
-B5ácido pantoténico (es un compuesto). Es indispensable para las células. Aumenta la resistencia de la queratina y de la hidratación de la piel, hidratando y reparando la barrera de la piel. Mejora algunas afecciones. Piel y pelo sanos.
Carencia: produce mala circulación en las extremidades inferiores, encanecimiento del pelo y deshidratación de la piel.
Ej.: aceite de germen de trigo, de cacahuete, cereales integrales...
-B6: piridoxina. Es una coenzima. Eficaz en pieles arrugadas y desvitalizadas. Muy buena para lesiones de seborrea facial o de cuero cabelludo. Su carencia produce alteraciones del sistema nervioso.
Ej.: leche, levadura de cerveza, arroz, cereales, aceite de soja...
-B8: biotina (es un compuesto). Mejora el estado del cuero cabelludo graso (dermatitis seborreica), ayuda a prevenir la caída del cabello y a eliminar la caspa. Su falta produce alopecia y dermatitis.
Ej.: avena, aceite de aguacate, soja, salvado de trigo...  
-B9: ácido fólico. Necesario para formar el tejido del cuerpo y otros procesos celulares.
Ej.: leche, aceite de aguacate, de arroz, de germen de trigo, naranja, plátanos, hojas verdes... 
-B12: biotina, regenera las células, su carencia produce alteraciones cutáneas y neurológicas.
Ej.: avena, aceite de germen de trigo...
Hidrosolubles.

C: ácido ascórbico. Es antioxidante. Aclara la piel y las manchas que salen por el sol y por la edad, ilumina el rostro apagado y desvitalizado, estimula circulación, la producción y lucha contra la degeneración de colágeno, es una vitamina fundamental para producir colágeno. Es eficaz en la lucha contra el eczema.
Retarda los signos de envejecimiento prematuro previniendo arrugas, previene infecciones y acelera la curación de heridas. Su carencia produce cansancio y dolor en las articulaciones, la piel no está sana.
Junto con la vitamina E potencia sus efectos antioxidante contra radicales libres. Junto con los bioflavonoides refuerza su acción.
Ej.: cítricos, fresas, frambuesas, grosellas, kiwi, perejil...
Hidrosoluble.

D: piel sensible. Aumenta producción de elastina y colágeno.

E: tocoferol también llamada vitamina de la belleza. Hidratante, ayuda a mantener el contenido hídrico y la elasticidad en la piel. Tiene el poder de que aplicada por vía tópica penetra dentro de la epidermis hasta las capas más profundas, protegiendo el colágeno, el tejido nervioso y los vasos sanguíneos.
Suaviza arrugas, reduce asperezas, lucha contra las manchas de la piel.
Antioxidante potente, protege contra los radicales libres, oponiendo resistencia a la oxidación. Da brillo al pelo.
Antiarrugas, disminuye el envejecimiento de la piel y el deterioro físico, reduce manchas y su aparición, calma irritaciones de la piel, activa  la circulación y acelera la cicatrización.
Retrasa envejecimiento, la mejor protectora para la piel. Muy humectante, emoliente.
Esta vitamina aparte de sus maravillosas propiedades, evita la oxidación de los aceites esenciales y es anti esterilizante.
Ej.: aceites vegetales, especialmente germen de trigo, hueso de albaricoque, granos de cereales...

F: ácido linoleico y linolénico. Restaura humedad, favorece la oxigenación de las células, activa el recambio de la grasa cutánea. Indicada para piel seca, cabello débil y quebradizo y piel en estado de exfoliación.
Elasticidad a la piel (componente vital de las membranas celulares).
Evita sequedad y envejecimiento.
Deficiencia: sequedad cutánea y envejecimiento prematuro, alteraciones en la piel y del sistema circulatorio
Se encuentra en casi todos los vegetales sobre todo en los aceites que proceden de semilla como girasol, maíz, onagra, soja, en la mantequilla, aguacate...

K: fitomenadiona. Actúa en la coagulación de la sangre.
Ej.: algas marinas, germen de trigo... 

P: son compuestos flavonoides que actúan junto con la vitamina C. Refuerza los vasos capilares y sanguíneos.
Se encuentran en los frutos cítricos principalmente.
 

2 comentarios:

  1. A un jabon de 200 grs de peso total, se le agregó 3 grs de hierbas pulverizadas. Esta bien esta medida, de lo contrario agradecería sus consejos

    ResponderEliminar
  2. Hola Arqnet. Tres gramos puede equivaler en un jabón de 200 g. a 1,5 g/peso total o a un 2% del peso de las grasas. La medida está bien, también depende del tipo de hierba. Puedes aumentar la cantidad hasta un 10% máximo del peso de las grasas si no añades más aditivos naturales o sintéticos.
    Espero haberte ayudado. Muchos saludos.

    ResponderEliminar